Actualidad nacional

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1002 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 5 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
La salida
María José es una joven de 19 años que despierta aterrada y confundida en una habitación oscurecida por la noche, no sabe que sucedió, no sabe la fecha ni la hora, no sabe el lugar donde esta, ni mucho menos como llego ahí. No recuerda absolutamente nada, el miedo, la incertidumbre y cuestionamientos se mezclan y se reflejan en su rostro.
Lentamente se incorpora de lo que podría seruna cama y sin darse cuenta su mano choca con un pedazo de papel que provoca el único ruido de lo que parece ser una recamara de alguna casa. Las ventanas fueron selladas para que no entrara luz, está sucia y descuidada como si nadie hubiera estado ahí durante mucho tiempo, no hay electricidad y pareciera que la ubicación de la casa está muy alejada de toda civilización, ya que no se escuchanada alrededor, más que la respiración y movimientos de María José que cada vez esta mas confundida.
Sin soltar el papel, María José recorre el cuarto ayudándose de la escasa luz lunar que entra y de sus manos, así es como se da cuenta que la habitación es pequeña, tanto que solo cabe la cama, una mesa, una silla, un espejo y ella.
Como puede, se acerca a la poca luz que se filtra por la ventana ycomienza a observar el papel que se encontró en la cama, al parecer, tiene escritas algunas indicaciones que fueron hechas específicamente para ella, ya que su nombre se encuentra escrito en la hoja y la letra le parece conocida, tanto que piensa que ella fue la que escribió en el papel, sigue sin entender que es lo que sucede.
Comienza a leer lo que dice el papel…
“María José:
Debajo de lamesa esta la puerta, sal al pasillo y busca la salida, solo tienes tres oportunidades de encontrar la puerta correcta, después de tus intentos todas se cerraran dejándote enclaustrada para siempre…”
María José, desconcertada, siguió las indicaciones de la carta, se inclinó y al hacerlo se dio cuenta que un collar con una llave cuelga de su cuello, pero no le dio la menor importancia al suceso ysiguió, busco debajo de la mesa y en cuclillas y con temor avanzó lentamente hasta abandonar el cuarto donde despertó, llegando a un pasillo largo lleno de puertas iguales excepto una, que a diferencia de las demás, tiene un gran letrero que dice: “salida”, el cual acaparó su atención, pero tan solo por un momento.
María José, tomando un poco de valor que le brindaba la luz y la capacidad de verdonde se encontraba y observando lo que había a su alrededor, no tardó mucho en decidir abrir la primera puerta, la puerta más próxima y fácil para ella.
Coloca su mano en la perilla de la puerta, le da vuelta y abre despacio. El lugar le parece conocido, aunque no hay muchas cosas como en el primero, el lugar es cómodo y limpio, sin pensarlo demasiado, entra y lo observa detenidamente mientrasse sienta en la única silla que hay. Una vez sentada, María José comienza a escuchar murmuros en su cabeza, que aunque bajos en intensidad, hacían retumbar sus oídos. Los murmuros eran sonidos conocidos para ella, eran gritos, reclamos, órdenes, ofensas, malas palabras, etc., todo lo que un familiar (padre, madre, hermanos, tíos, abuelos…), un profesor, un amigo o pareja, un vecino o cualquierotra persona que se topara en el camino de María José, le había dedicado a lo largo de su vida. Sin soportarlo un momento más, abandono apresuradamente ese cuarto.
Cuando salió al pasillo se topo de frente con la puerta y el gran letrero de “Salida” pero una vez más, no le hizo caso y se apresuro a la puerta más cercana, entro y el ambiente era totalmente diferente a su primera decisión. Habíagente, música, risas, la habitación parecía ser más grande y agradable, como un antro. Lo primero que vio al avanzar fue a una pareja besándose, tocándose de una manera tan intensa que no podía quitarles la vista de encima, hasta que sucedió algo inesperado, la chica volteo, la miro, sonrió y sorprendió a María José, la chica era ella. María José desconcertada y apenada siguió avanzando en la...
tracking img