Demonios en el convento

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (938 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Gallo Aguilar Itzel Karina. N° de cta. 308255533
Historia de los procesos de comunicación en México
04-05-2011

LAS DOS CARAS DEL CONVENTO
Los demonios en el convento. Sexo y religión en laNueva España
Fernando Benítez

No te adentres a este texto sin antes abandonar la modernidad de tu época. Antes de penetrar las líneas de la primera página, debes comprometerte a trasladar tupercepción al contexto de una época diferente, donde la antipatía por la mujer imperaba en una sociedad machista y una intolerante represión sexual ocasionaba un asfixiante fanatismo religioso. ¿Listo? ¿Hasreconocido e impregnado tu opinión de las ideas que hubieron de regir Nueva España en el siglo XV? Adentrémonos entonces a la narración de Benítez.
“Por lo demás […] toda sociedad monacal generafatalmente sus demonios […] Los demonios de la Ciudad de México provocaron sucesos que ningún historiador moderno ha recogido.”
Fernando Benítez, periodista del siglo XX, en esta obra nos remite a lostiempos de la Nueva España a mediados del siglo XVII, una época de virreyes, religión, de latifundistas y alto clero, que como, según dice Benítez, posee demonios infiltrados en su sociedad, como entodas. Estos demonios son resultado de una permeada influencia de la iglesia católica, que se nos narra en la obra de Benítez a través de la vida de Jesuitas y monjas sin vocación en los conventos de laépoca.
Un personaje trascendental de la época, sirve de manera exacta a Benítez para su narrativa. Sor Juana Inés de la Cruz reúne los aspectos religioso, intelectual y social que el autor requeríapara describir la vida de una mujer religiosa, sin una vocación nata, con la osadía de poseer la sabiduría y el hambre de conocimiento que para la época estaba estrictamente permitida sólo a los hombres,ni siquiera a cualquier hombre, sólo clérigos y no mundanos cortesanos.
Las ciudades de la Nueva España estaban pobladas de religiosos predicadores que proclamaban la culpa, prohibían los...
tracking img