El desarrollo del ethos empresarial

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1014 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
El desarrollo del ethos empresarial
colombiano fue producto de
situaciones adversas.


A medida que avanza el tiempo, las sociedades van evidenciando los cambios que sufre su entorno a través de las costumbres y pensamientos que adoptan. En lo económico, se aprecia en épocas de recesión cuando generalmente sobresalen aquellas empresas realmente sólidas que reflejan su buena respuesta ante lacrisis y terminan planteando nuevos esquemas de desarrollo. De tal forma, el hombre va adaptándose y evolucionando, formando cada día una nueva identidad de sí.

Tal es el caso del desarrollo de la identidad empresarial colombiana, en constante transformación desde tiempos de la conquista. En un principio, en las tierras de la Nueva Granada no existía una mentalidad empresarial propiamentehablando. Más bien había pistas, tendencias que en el futuro serían determinantes para la construcción del ethos empresarial colombiano que tiene su origen en las prácticas coloniales de corte feudal implementadas entre siglos XV y XVIII. “Los empresarios coloniales no pueden ser juzgados tomando como parámetro los atributos que distinguen al empresariado capitalista contemporáneo. En este caso setrata de empresarios precapitalistas y por lo tanto en ellos conviven valores y actitudes contradictorios.[1]”

Hacia comienzos de la colonia, la economía del Nuevo Reino De Granada era sustentada por un sistema de tributos llamado encomienda. La encomienda era asignada a un español que se comprometía a cuidar de los indios a cambio de recibir tributos por parte de ellos, esto, como premio oreconocimiento por ofrecer servicios de exploración y conquista en el territorio granadino. Tal sistema guardaba una gran similitud con el
modelo feudal en cuanto se ofrecía protección a cambio de tributos, y el encomendero obtenía reconocimiento político y cargos oficiales.

Esto, junto a un distanciamiento frente al trabajo manual, constituía una cultura que solo buscaba reconocimiento y honorsocial mediante el ejercicio de carreras jurídicas, políticas o literarias, trayendo como consecuencia una economía de sobrevivencia que solo acumulaba lo necesario para vivir.

Sin embargo, con el pasar del tiempo se fueron moldeando nuevas formas de visualizar el contexto geográfico y social, ello permitió que se empezara a forjar una nueva clase de “pseudo-empresario” que se permitía manipularlas tierras para expandirse, vinculándose directa o indirectamente con el comercio. Tal es el caso de Anton de Olalla, ejemplo fiel del empresario precapitalino y fundador de la hacienda la Dehesa (o el Novillero). Hay que tener en cuenta que no hubiera logrado tal éxito de no tener la cultura por el trabajo y el espíritu empresarial necesarios para sacar sus haciendas adelante, pero tampoco de noser por las condiciones propicias de aquel entonces, que incluían tierras de altísima fertilidad, mano de obra casi gratuita por parte de los indígenas y un centro de comercio cercano en constante crecimiento. Para este hombre, las condiciones estaban dadas, y solo era cuestión de cambio de mentalidad para emprender una de las más prometedoras empresas[2] de la época.

A pesar de lo llamativoque pueda ser la gestión de Olalla, no menos interesante es la de su yerno Francisco Maldonado de Mendoza, quien luego heredaría la administración de la hacienda La Dehesa y es quien representa la evolución del empresario precapitalista ante las condiciones menos favorables del entorno. Al momento en que Maldonado se hizo cargo del manejo del Novillero la economía neogranadina se encontraba en unamala situación. “En contraste con la pujanza del siglo XVI, el siglo XVII tuvo en la economía neogranadina un carácter recesivo. La explicación de este decaimiento se centra en dos razones: El decrecimiento vertiginoso de la población indígena […] y el receso en la producción aurífera hacia 1620.”[3]. A pesar de la tendencia adversa del mercado del siglo XVII, su gestión fue casi tan eficaz como...
tracking img