El teatro y las artes: un mercado incierto

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1829 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
EL TEATRO Y LAS ARTES: UN MERCADO INCIERTO

“No compongo las canciones que el pueblo quiere oír
Sino las canciones que el pueblo necesita oír”
Carlinhos Brown

Desde hace varios años las entidades que rigen la cultura en Colombia, hacen uso de una terminología (que presentaré en letra cursiva, a partir de ahora) que va de la mano con acciones en las que introducen el arte y la cultura en lapolítica neoliberal. Ya lo han hecho con la salud y lo están implementando con la educación, en un esfuerzo para unificar como sectores de la economía a todas las actividades humanas: incluso a las que competen a los derechos fundamentales.

Sobre la base de esta ideología, la neoliberal, se legisla para favorecer a grandes grupos financieros y de paso, zafarse de su responsabilidad comoEstado. Es el predominio de la visión de negocios, la de ganar réditos con cualquier actividad. Visión para la cual lo que no rinde no sirve, incluso lo social, si atendemos a la eufemística norma costo/beneficio.

En el caso del teatro, un ejemplo se hizo manifiesto abiertamente en el proyecto de ley 278 de 2009, por el cual se intentó formalizar el sector del espectáculo público en las artesescénicas y se dictaron otras disposiciones. Este proyecto fue presentado por la entonces ministra de Cultura, Paula Moreno y el Representante Simón Gaviria, ante la Comisión Tercera de la Cámara. Este órgano del congreso, curiosamente, no tiene entre sus competencias absolutamente nada que ver con el fomento a las artes y la cultura, sino con la actividad financiera, hacienda e impuestos.

Ahorabien, volviendo a la terminología, en el medio artístico se usa “proyecto” no sólo para referirse a la actividad económica, sino a la creativa. Pero desde hace años la institucionalidad añadió a su glosario algunos conceptos como “proyecto auto-sostenible” y “proyecto cofinanciado”. Éstos dan cuenta de una paradoja que tienen que cumplir los artistas: que su proyecto no necesita apoyo económico porparte del Estado para cumplir con su objetivo. Por el contrario, que generará empleo, utilidades y pagará impuestos. Entonces, sólo así, un proyecto auto-sostenible podrá acceder a recursos estatales, (que no se necesitan para cumplir con el objetivo, de ahí la paradoja), bien porque los artistas tienen suficiente capital para llevar a término sus obras o, porque han tenido la visión y elemprendimiento cultural suficiente para lograr que otras entidades, incluyendo el capital privado, aporte. Es decir, que sea un proyecto cofinanciado. Este ciclo delega la responsabilidad de los recursos para el desarrollo artístico y cultural, primero, al artista, segundo, al capital privado y, por último, al Estado.

Para ello, ya han reformado la Constitución Política, y la Ley General de la Cultura,que obligaba al Estado al fomento de las artes y la cultura, sin condicionamientos. Pero ahora pareciera que no obligara, más bien ofrece incentivos tributarios a las empresas privadas que aporten a los proyectos culturales. Y con el mencionado proyecto de ley del espectáculo público, incluso se pretendía recaudar impuestos de todas las presentaciones teatrales, también de las del teatro de calle ode las gratuitas, poniendo a la par con mega-eventos y mega-conciertos multimillonarios, a cualquier manifestación artística y cultural, por modesta (en términos económicos) que sea.

Es cierto que, como toda actividad humana, las artes y el teatro hacen parte de la maquinaria socioeconómica, como pueden hacer parte de cualquier mecanismo, los orificios de las rejillas de ventilación. Pero noson las artes en general, mucho menos el teatro, ni combustible, ni engranaje o pieza fundamental para el monstruoso autómata del mercado de la visión neoliberal.

Para mi concepto, cualquier expresión artística, incluyendo el teatro, no tiene porqué obedecer únicamente a lo que un mercado demande, no solo por el riesgo de convertirse exclusivamente en divertimento o en lúdica didáctica, sino...
tracking img