Exposición escrita de "más allá del principio de placer"

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1922 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 20 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
EXPOSICION ESCRITA
“Más allá del principio de placer”
(1920- Sigmund Freud)
En 1919 Freud ya había comenzado los primeros esbozos de la obra “Más allá del principio de placer”, publicada al año siguiente, donde podemos destacar principalmente que desarrolló temas apenas tocados en “Lo Ominoso”(Freud-1919), como la compulsión a la repetición y su gran poder para hacer caso omiso al principio deplacer, principio regulador de la vida anímica. También, incluyó el concepto del pulsiones de muerte y se ocupó de puntos relativos a la doctrina de los sueños, como por ejemplo, la modificación de la tesis según la cual los sueños son cumplimientos de deseos, y el rechazo de la presunta “tendencia prospectiva” de éstos.
En la teoría psicoanalítica se adopta que el decurso de los procesosanímicos es regulado automáticamente por el principio del placer. El placer y el displacer, desde un punto de vista económico, pueden relacionarse con la cantidad de excitación existente en la vida anímica, correspondiendo el displacer a una elevación y el placer a una disminución de la cantidad de dicha excitación.
Además, el aparato anímico tiende a mantener lo más baja posible, o al menos constantela cantidad de excitación existente en él, lo que equivale a decir que todo cuanto sea apto para incrementarla se sentirá como displacentero. Entonces pasamos a un principio de constancia, el de mantener una estabilidad de las excitaciones, que se discernió a partir de los hechos que nos impusieron las hipótesis del principio de placer.
Freud refuta la idea de hablar de imperio del principio deplacer sobre el decurso de los proceso anímicos, ya que si así fuera, la mayoría de dichos procesos tendrían que ir acompañados de placer o llevar a él, entonces aclara: “en el alma existe una fuerte tendencia al principio de placer, pero ciertas fuerzas o constelaciones la contrarían, de suerte que el resultado final no siempre puede corresponder a la tendencia al placer”.
El principio delplacer es inutilizable y, hasta peligroso en alto grado, para la autoafirmación del organismo frente a las dificultades del mundo exterior. Bajo el influjo de las pulsiones de autoconservación del yo, queda sustituido el principio de placer por el principio de realidad que, sin resignar el propósito de una consecuencia final de placer, exige y logra el aplazamiento de la satisfacción y nos fuerza atolerar provisionalmente el displacer durante un largo rodeo necesario para legar al placer.
Otra fuente del desprendimiento de displacer proviene de conflictos producidos en el aparato mientras el yo recorre su desarrollo hacia organizaciones de superior complejidad. Casi toda la energía que llena el aparato proviene de mociones pulsionales congénitas, pero no se las admite a todas en una mismafase del desarrollo. Éstas inconciliables con las restantes son separadas de esa unidad por el proceso de la represión y privados al principio de posibilidad de satisfacción. Y si luego consiguen procurarse por ciertos rodeos de satisfacción directa o sustitutiva, este éxito es sentido por el yo como displacer, a consecuencia del viejo conflicto que desembocó la represión.
La mayor parte dedisplacer que sentimos es displacer de percepción, percepción del esfuerzo de pulsiones insatisfechas o percepción exterior penosa en sí misma o que excite expectativas de peligro en el aparato anímico.
La neurosis traumática es una perturbación que suele aparecer tras graves conmociones, teniendo síntomas motores análogos a la histeria y acusados signos de padecimiento subjetivo. Esto sobrepasa elcuadro de histeria ya que suelen evidenciarse un debilitamiento y una destrucción generales mucho más vastos de las operaciones anímicas.
La vida onírica de la neurosis traumática muestra que reconduce al enfermo una y otra vez a la situación del accidente, del cual despierta con terror. Cuando se admite que el sueño nocturno traslada de nuevo al enfermo a la acción patógena, se desconoce la...
tracking img