Formaciones sociales y de poder en américa latina.

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2393 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
“Formaciones sociales y de poder en América Latina (Madrid: 1985). Ed. Centro de Investigaciones sociológicas (pp. 47-157).


Al terminar la Segunda Guerra Mundial se dieron muchas expectativas de cambio en América Latina pero también consecuencias negativas. Entre las expectativas destaca la creación de la ONU y con ello el posible arreglo pacífico de los conflictos, la derrota del fascismo,que supuso momentáneamente la asunción de la democracia liberal como el único sistema viable, y unido a esto la creencia de que el desarrollo económico en el marco capitalista lleva consigo el desarrollo social. Pero también se constató la influencia y el dominio político de EE UU y sus modelos económico y político en América Latina.

Es en la posguerra cuando comienza a bosquejarse el modelodesarrollista. Así, el crecimiento económico se convirtió en el primer objetivo de los gobiernos, que pensaban que así se podría satisfacer las demandas de las masas y de paso garantizar la estabilidad social.
El objetivo de ligar crecimiento capitalista y democracia fue impulsado por los científicos sociales de la CEPAL (Comisión Económica para América Latina), cuyos informes extraen la conclusiónde que los países “periféricos” estaban en desventaja en el mercado internacional a la hora de exportar productos primarios y que por lo tanto los países latinoamericanos, para escapar del subdesarrollo, debían modernizarse e industrializarse. Así –mediante la acción del Estado como actor y regulador económico- sería posible la emergencia de unas clases medias amplias que serían en el futuro lasimpulsoras del desarrollo económico, así como la expansión del mercado interno y la redistribución de los ingresos.
Estas ideas influyeron mucho en los gobiernos latinoamericanos, que mediante las tesis cepalinas y desarrollistas y con el objetivo permanente del desarrollo económico, abrirían la puerta a las multinacionales y al mismo tiempo retrasarán las supuestas políticas distributivas, amedida que los regímenes se volvían más autoritarios.

Pero antes, la idea de un desarrollo autónomo y nacional centrado en la industrialización que acabara con la dependencia de las exportaciones primarias, propició la emergencia del nacionalismo en los países de América Latina, fenómeno ciertamente contradictorio puesto que era evidente la dependencia económica –y por tanto política- de estospaíses hacia EEUU.
La fe en que la relación entre capitalismo y democracia conllevaría un desarrollo económico fuerte y una distribución posterior de la riqueza estaba muy extendida en el campo académico occidental, debido a que en cierta medida esta tesis funcionó en Europa hasta la crisis del 73. Se pensaba que el crecimiento sería fuerte y sostenible y que las correcciones del Estado en laeconomía evitarían los ciclos económicos. Pero las tesis keynesianas sólo podrían triunfar si el crecimiento económico iba por delante de las expectativas crecientes de las masas.
Con el paso del tiempo en América Latina se constató que la supuesta relación entre progreso económico y a la vez desarrollo democrático no era tan evidente. Porque mientras que unos pensaban que el subdesarrollo era unasituación de mero atraso que se resolvería por el desarrollo económico, otros afirmaban que éste era consecuencia del orden internacional y de su división del trabajo.

A todo esto hay que unir el contexto internacional de guerra fría y la subsiguiente división del mundo en bloques. En América Latina, al pertenecer al bloque occidental, resultó muy complicado el triunfo de la revolución, ya quepronto se constató que EEUU no permitiría en su zona de influencia un cambio de statu quo interno y regional. Pero si por el contrario se trataban de golpes que acabaran con la democracia y que garantizaran el mantenimiento de las relaciones de dominación, no había problemas.
De hecho, hasta la revolución cubana, el veto a las revoluciones populares era una preocupación menor, puesto que aún se...
tracking img