Francisco xavier

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1698 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Acostumbrados estamos todos a oír música en las iglesias allá donde vamos. Sabemos que rara es la comunidad que no goza de uno o más coros (una misma iglesia granadina tiene cuatro grupos distintos). Este hecho no pasa desapercibido ante nosotros y por eso pienso que debemos hacer un análisis de lo que nos encontramos.
Sabido es de todos que en todas las religiones la música siempre ha sidoutilizada para la oración de los fieles. Nos encontramos desde la Biblia citas a la música que se utilizaba para orar a Dios: los salmos. Hoy día incluso nos encontramos sectas como Nueva Acrópolis que utiliza actividades musicales para captar adeptos. Algunas músicas también se encuentran relacionadas con un tipo de religión o secta como la New Age, de gran arraigo en la actualidad o las sectassatánicas de gran influencia en ciertas músicas rock radicales. En concreto en la Europa histórica siempre han habido muchas agrupaciones que cantaban a Dios en las iglesias, llegando incluso a haber compositores dedicados exclusivamente a este fin o que numerosas veces se han puesto al servicio de su religión. Es, pues, clara y rotunda la presencia de la música en la religión, aunque no exenta depolémica.
Como veremos más adelante en la sección dedicada a las “leyes” eclesiásticas sobre la música religiosa, no es la primera vez que ha habido a lo largo de la historia confrontaciones entre músicos, fieles y clero. Los dos primeros parecerán gozar de la virtud de haber sido siempre más “liberales” en cuanto a la música que se cantaba mientras que los últimos han reivindicado una mayor serenidad.Ya en tiempos del renacimiento hubo serios problemas con la introducción de la polifonía en las iglesias, por la dificultad de comprensión de los textos de las canciones.
El caso que se ha dado en Granada tras la llegada del nuevo obispo, Cañizares, es un claro ejemplo de la controversia musical y por ello lo consideramos de cita obligada en estas líneas. Parece que ser que se pretende volverun poco la vista atrás estableciendo algunas normas, como antaño, sobre la música utilizada en las liturgias católicas-cristianas.
Letras como el santo deben ser reproducción exacta de las sagradas escrituras (santo, santo, santo es el Señor, Dios del universo...) quedando por ello desestimadas las canciones que no cumplan dicha condición. Y esto es solo un ejemplo puesto que con las misasrocieras también hay una gran limitación. Así pues se dan nuevas situaciones dentro de cada parroquia granadina que pueden ir desde el más absoluto seguimiento de estas premisas hasta hacer como si no existiesen. Pero esto es así porque cada párroco “manda y dispone” en su parroquia y según su propia ideología aplicará la ley, y los hemos conocido de los dos tipos, cada uno con sus argumentaciones más omenos razonables. Incluso en una misma iglesia donde haya más de un cura podemos encontrarnos con distintas opiniones. Las dudas del pueblo, lejos de aclararse, se lían en una red de ideas sobre la corrección de esto o la inadmisión de tal canto o tal otro.
Todo esto viene a cuenta por el tema en sí que se trata en este trabajo, intentando dar una visión parcial que afrente un poco a la músicatradicional y su victoria sobre la popular, para que conjuntamente con otros textos el lector pueda formar su propia opinión.
Pero este problema parte de las altas esferas eclesiásticas. En algunos documentos que detallamos más adelante podemos apreciar como los propios papas son los que se encargan de hacer saber al pueblo las normas sobre la ejecución musical. Esto nos da que pensar sobre elacierto de dichas normas, pues sabemos que han sido elaboradas por seres humanos y no estarán completamente exentas de apreciaciones subjetivas. Y con sólo este argumento tiene el pueblo capacidad de tomarse la justicia por su mano a la hora de interpretar las palabras papales. De hay la frecuente controversia que ocurre de forma repetida en diversos puntos del planeta. Sabemos, por ejemplo, que...
tracking img