Garcilaso de la vega sonetos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2748 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
A Dafne ya los brazos le crecíanA la entrada de un valle, en un desiertoAmor, amor, un hábito vestíAquella voluntad honesta y puraBoscán, las armas y el furor de Marte,Boscán, vengado estáis, con mengua míaClarísimo marqués, en quién derramaComo la tierna madre, que el dolienteCon ansia extrema de mirar qué tieneCon tal fuerza y vigor son concertadosCuando me paro a contemplar mi estadoDe aquellavista buena y excelenteDentro de mi alma fue de mí engendradoEchado está por tierra el fundamento

ÉGLOGA III. TIRRENO ALCINOEn fin, a vuestras manos he venidoEn tanto que de rosa y de azucenaEscrito está en mi alma vuestro gestoEstoy continuo en lágrimas bañadoGracias al cielo doy que ya del cuelloHermosas ninfas, que, en el río metidasIlustre honor del nombre de Cardona,Julio, después que mepartí llorandoLa mar en medio y tierras he dejadoMario, el ingrato amor, como testigoMi lengua va por do el dolor la guíaNadi puede ser dichoso,No pierda más quien ha tanto perdidoNo las francesas armas odïosas¡Oh dulces prendas, por mí mal halladas¡Oh hado ejecutivo en mis doloresPasando el mar Leandro el animosoPensando que el camino iba derechoPor ásperos caminos he llegadoSeñora mía, si yo devos ausenteSi a vuestra voluntad yo soy de ceraSi para refrenar este deseoSi quejas y lamentos pueden tantoSiento el dolor menguarme poco a poco

SONETO ICuando me paro a contemplar mi estado
y a ver los pasos por dó me ha traído,
hallo, según por do anduve perdido,
que a mayor mal pudiera haber llegado;mas cuando del camino estoy olvidado,
a tanto mal no sé por dó he venido:
sé que meacabo, y mas he yo sentido
ver acabar conmigo mi cuidado.Yo acabaré, que me entregué sin arte
a quien sabrá perderme y acabarme,
si quisiere, y aun sabrá querello:que pues mi voluntad puede matarme,
la suya, que no es tanto de mi parte,
pudiendo, ¿qué hará sino hacello? |
|

SONETO II
En fin, a vuestras manos he venido,
do sé que he de morir tan apretado,
que aun aliviar conquejas mi cuidado,
como remedio, me es ya defendido;

mi vida no sé en qué se ha sostenido,
si no es en haber sido yo guardado
para que sólo en mí fuese probado
cuanto corta una espada en un rendido.

Mis lágrimas han sido derramadas
donde la sequedad y la aspereza
dieron mal fruto dellas y mi suerte:

¡basten las que por vos tengo lloradas;
no os venguéis más de mí con mi flaqueza;allá os vengad, señora, con mi muerte!

SONETO III
La mar en medio y tierras he dejado
de cuanto bien, cuitado, yo tenía;
y yéndome alejando cada día,
gentes, costumbres, lenguas he pasado.

Ya de volver estoy desconfiado;
pienso remedios en mi fantasía;
y el que más cierto espero es aquel día
que acabará la vida y el cuidado.

De cualquier mal pudiera socorrerme
con veros yo, señora, oesperallo,
si esperallo pudiera sin perdello;

mas no de veros ya para valerme,
si no es morir, ningún remedio hallo,
y si éste lo es, tampoco podré habello.

SONETO IV
Un rato se levanta mi esperanza:
mas, cansada de haberse levantado,
torna a caer, que deja, mal mi grado,
libre el lugar a la desconfianza.

¿Quién sufrirá tan áspera mudanza
del bien al mal? ¡Oh corazón cansado!Esfuerza en la miseria de tu estado;
que tras fortuna suele haber bonanza.

Yo mesmo emprenderé a fuerza de brazos
romper un monte, que otro no rompiera,
de mil inconvenientes muy espeso.

Muerte, prisión no pueden, ni embarazos,
quitarme de ir a veros, como quiera,
desnudo espirtu o hombre en carne y hueso.

SONETO V
Escrito está en mi alma vuestro gesto,
y cuanto yo escribir de vosdeseo;
vos sola lo escribisteis, yo lo leo
tan solo, que aun de vos me guardo en esto.

En esto estoy y estaré siempre puesto;
que aunque no cabe en mí cuanto en vos veo,
de tanto bien lo que no entiendo creo,
tomando ya la fe por presupuesto.

Yo no nací sino para quereros;
mi alma os ha cortado a su medida;
por hábito del alma mismo os quiero.

Cuanto tengo confieso yo deberos;
por...
tracking img