Historia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (918 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
La sociedad medieval.
Para aquel que tenga interés en profundizar en el estudio histórico-social de esta época, le conviene consultar cualquier manual sobre la materia. Aquí sólo se darán unasnotas que, de hecho, son muy conocidas. Es sabido que en la Edad Media había una división social en tres estamentos: la nobleza, encabezada por la Corona, que constituía el poder político; la Iglesia,que se ocupaba de los asuntos religiosos, y el Pueblo llano, el conjunto de la población. Para emplear términos consagrados, eran respectivamente los bella torés
(los que hacían la guerra), losoratores
(dedicados a la oración) y los labor atores
(“los que trabajan por sus manos”, según JorgeManrique).
 
Al ser tres los componentes, se podría figurar como un triángulo.Pero, desde luego, noequilátero, ni tampoco como una pirámide. Entodo caso, como una pirámide invertida, pues lo cierto es que la basesería el exclusivo ángulo del Pueblo mientras que la cúspide estaríaformada por losotros dos, los cuales ocuparían el poder, llamado temporal
para lo de este mundo y espiritual
para el del más allá.
 
Esta figura anti-piramidal, como acaba de verse, estaba dominada por dos poderesque, no obstante, no sólo no se oponían sino que se complementaban. En efecto, para que el monarca no tuviera contestación ninguna, se le atribuía el poder por la gracia de Dios
, fórmula queencabeza los miles de documentos de la época, y esa gracia sólo se la podía dispensar la Iglesia, de modo que todo aquel que se rebelaba contra ese poder podía decirse que iba contra la voluntad divina,pecaba. A cambio, ésta recibía todo tipo de privilegios, no precisamente espirituales. Y si tales privilegios eran muy consistentes, además de la gracia divina
el monarca de turno recibía tambiénayudas, según decían. Por ejemplo, a los reyes que favorecieron a la iglesia compostelana se les aparecía en sus luchas contra los moros el Apóstol Santiago. (Fueron pocos, a juzgar por lo que duró la...
tracking img