Jose antonio frotea

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 17 (4242 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 30 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
J.A.
Fortea  |
0Biografia |
José Antonio Fortea Cucurull (Barbastro, España, 1968) es sacerdote y teólogo especializado en demonología. Cursó sus estudios de Teología para el sacerdocio en la Universidad de Navarra. Se licenció en la especialidad de Historia de la Iglesia en la Facultad de Teología de Comillas. Pertenece al presbiterio de la diócesis de Alcalá de Henares (Madrid). En 1998defendió su tesis de licenciatura "El exorcismo en la época actual" dirigida por el secretario de la Comisión para la Doctrina de la Fe de la Conferencia Episcopal Española. Hasta ahora el año 2009 ha compaginado su trabajo como teólogo con su labor como párroco. |
Contactar |
Para contactar con el padre Fortea, pueden enviarle un correo electronico a la siguientedirección: alcalahen33@yahoo.es o en el teléfono:  630 52 31 51 (si llama desde fuera de España marque antes el prefijo +34).  |
Fotos |
(para descargar una foto en alta calidad haga click con el botón secundario en la  foto y seleccione "Guardar Destino Como..." y seleccione la ubicación donde desea guardarla)  |
El Exorcista Afable
por Lorenzo SilvaUna Semblanza del P. Fortea.
  |
Se declara fanático de Los Simpson, yen cierto modo, pese a su ensotanada figura y su grave función, comparte con el incorregible Bart una especie de contumaz travesura que traspasa todo cuanto dice, aunque a la vez cuanto dice venga impregnado por el óleo indeleble de la fe. Le fascinan Blade Runner (para él, la mejor parábola del confuso mundo que se avecina), Bach ("ante él caigo de rodillas, aunque fuera protestante") y Tomás deAquino (al que califica de filósofo superior, "cuya lectura impide tomarse en serio a gente como Heidegger").

Arrastra con aparente resignación, y sólo a medias disimulada coquetería, la etiqueta de exorcista mayor de España que le ha caído desde que publicara un libro sobre la materia y la prensa se empezara a ocupar de él. Proclama que su verdadera pasión es la escritura, y no los demonios nilos exorcismos. De hecho, guarda en el cajón no menos de siete novelas y varias decenas de relatos, insiste una y otra vez en que lo mejor de su libro es el apéndice sobre el mal (en el que nadie parece reparar, porque se aparta del tema de marras) y dice que está deseoso de que pronto haya otros tres o cuatro sacerdotes especializados en expulsar demonios para poder alejarse de esa labor queasume "sólo por amor a Dios y al prójimo".

Asegura que ser exorcista no es nada singular y que él no hace nada que no pueda hacer cualquier sacerdote, con la autorización de su obispo. Y aclara que su "especialización" no resulta demasiado "rentable" desde el punto de vista eclesiástico. Asume que puede estar jugándose su carrera, porque el asunto de la posesión diabólica y la lucha contra ella esun tabú dentro de la propia Iglesia, del que muchos obispos y teólogos ni quieren oír hablar. Cuando preparó su tesis sobre demonología, que serviría de base al libro que le ha hecho conocido, el teólogo que se avino a dirigirla (no sobraban los candidatos) le advirtió que se anduviera con cuidado, que todo el mundo (es decir, todos los teólogos) se iba a lanzar a degüello contra lo que hiciera.Por eso recorrió el mundo, asistió a catorce exorcismos y se pasó un mes encerrado en la biblioteca del Congreso, en Washington, empapándose de todo lo que habían escrito los detractores y escépticos sobre la materia. Resulta notorio que le complace, pese a todo, dedicarse a algo que suscita un generalizado rechazo. Le atrae el desafío de ir contra corriente, y se muestra crítico con los obisposque, por miedo o recelo, no atienden las demandas de quienes se sospechan víctimas de una posesión. Porque el exorcismo, recuerda, es un derecho de los fieles, y porque se puede estar abocando al psiquiátrico a personas que podrían, asevera, verse liberadas de sus males tan sólo mediante la oración.

Este hombre, nacido hace 33 años en Barbastro, afirma que fue casi ateo hasta bien entrada...
tracking img