La palabra nombra

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 10 (2334 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 26 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
La palabra nombra
Rafael Gutarra
[pic]
 
"¿Qué poder tienen para nosotros los nombres?".
  -Quien sabe los nombres sabe las cosas". Platón: Cratilo
"Las palabras no viven fuera de nosotros. Nosotros somos su mundo y ellas el nuestro". Octavio Paz: El arco y la lira 
El mundo es en la palabra. La palabra nombra. Al nombrar, ordena; y al ordenar, crea. Las palabras construyen el universo porque ellas lo sustituyen. Antes de las palabras fue la confusión de lo innombrado, de lo inexistente. El desorden anterior a la creación del universo es el desorden de la ausencia de palabras. En Cien años de soledad, al hablarse de la fundación de Macondo, lavoz narradora dice: “el mundo era tan reciente que muchas cosas carecían de nombre”. En la gran mayoría de las culturas, el génesis de todas las cosas es en la palabra. La ausencia de ésta es oscuridad, frío, vacío... El Enuma elish de los acadios, habla de un húmedo desorden anterior al orden sólido y luminoso que permitieron la presencia de los dioses y las palabras: "Cuando al cielo arriba no sele había puesto nombre, ni el nombre de la tierra firme abajo se había pensado... cuando ningún dios había aparecido ni nada había sido nombrado con nombre..." Para los antiguos egipcios, de la palabra del dios Ra había surgido el mundo. El Popol Vuh, tras describir la negrura de un tiempo primero de desorden y silencio, concluye: “y entonces vino La Palabra". Para la tradición judeo-cristiana, lacreación del mundo cobró forma en la palabra de Dios. En el verbo divino, dice la Biblia, comenzó el principio de todas las cosas.
Por la palabra, el hombre sustituyó la confusión universal por signos. Al nombrar la realidad, las palabras pasaron a formar, ellas mismas, parte de la realidad. Nada, ninguna cosa hay que sea independiente de la mirada que la percibe y de la palabra que lanombra. “Yo soy el único espectador de esta calle;/ si dejase de verla se moriría”, ha escrito Borges.
"El pecado original -dijo Walter Benjamin- es el acto del nacimiento de la palabra humana". El pecado original fue la ruptura con una feliz ignorancia primera del hombre, muy cercana a la condición animal. Esta idea me recuerda muchísimo a lo que dice Cioran en su libro La caída en eltiempo: el inicio de la condición humana fue la ruptura con Dios, el fin de la permanencia en el Paraíso. El del Edén fue el tiempo de la felicidad del hombre apoyada en una absoluta cercanía con lo natural. La aparición de la inteligencia y sus signos esenciales: ambición, desobediencia, curiosidad, desafío, señaló la diferencia entre hombres y animales, diferencia que tuvo como principio la apariciónde las palabras. Ellas fueron el primer signo de la lejanía entre el hombre y la naturaleza, la forma intermediadora entre uno y otra. El ser humano ya no podría vivir feliz e ignorante como los animales porque entre el mundo y él se interponían las palabras. Sólo al comenzar a hablar los hombres se hicieron humanos.
Las palabras, cercanas, próximas a nuestra intimidad y experiencia, sono pueden ser más reales que las personas o las cosas. Las palabras forman parte de nuestra corporeidad. Dibujan nuestro mundo interior hecho de espacios y tiempos únicos. Ellas construyen nuestro lugar y nos convierten en eso que, genuinamente, somos. Fuera de las palabras que nos conforman y describen, es la incertidumbre, la suposición y el acertijo.
Las palabras existen, también, paraser disfrutadas en las voces y la escritura que las escogen. Vida de las palabras: color y brillo de sus significados, de sus formas y sonidos. Sonoridad de las palabras, musicalidad: deleite de apreciar la cadencia de cada palabra o de muchas palabras pronunciadas en alta voz. Disfrute de escribirlas y de usarlas para hacer con ellas eso que nos plazca; convirtiéndolas en nuestro signo: voz y...
tracking img