Martillo de las brujas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 20 (4860 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
MALLEUS MALEFICARUM: “EL MARTILLO DE LAS BRUJAS” 1 Germán ALLER MAISONNAVE 2 I. CONSIDERACIONES INICIALES Desde el más lejano horizonte en la inmensa llanura de los tiempos puede decirse que siempre han habido discursos autoritarios y liberales. Quizá planteados de maneras a veces difusas o no fácilmente identificables, así como en otras ha sido apabullante su notoriedad. La Ilustración y elIluminismo del “Siglo de las luces” fueron un verdadero icono de las ideas libertarias, pero mucho antes el hombre —desde que ha querido librarse de opresiones— ha respondido al sometimiento rechazando el yugo. Lógicamente, pese al empuje de ideas liberales y de líneas como el krausismo, ello no significa que el éxito haya estado prioritariamente del lado de quienes tuvieren ansias de libertad 3. Muypor el contrario, aún en tiempos de democracias sólidas las personas se hallan multitudinariamente sujetas a diversas formas de dominación en los más vastos niveles del desenvolvimiento humano. Por lo dicho, cobra relieve retroceder en el tiempo para revisar con la actual idiosincrasia uno de los capítulos en que el oprobio campeaba en torno a las formas de resolución de ciertos conflictos, que enrealidad no eran tales, pues la Inquisición se inició como una manera de enjuiciar a las mujeres herejes por ser identificadas como demonizadas. Por supuesto que lo primero no tenía en absoluto que relacionarse con lo segundo, pero el Santo Oficio lo que ejercía era una poderosa instancia de control social formal punitivo y de claro carácter selectivamente negativo. Algo sin duda altisonante eraque el tribunal inquisidor no representaba la voz de Dios en la tierra, sino que se reconocía el carácter netamente pedestre de sus fallos. Sin embargo, el proceso era para establecer el supuesto rango de desviación de las personas respecto de la divinidad, aun a sabiendas de su falibilidad como instrumento humano. Deviene importante remitirse a aquellos aparentemente lejanos siglos de laInquisición. Su lejanía es más calendaria que cualitativa. En efecto, no amerita
Extraído del capítulo IV del libro aún inédito de ALLER, Germán, Criminalidad del poder económico (Ciencia y Praxis), Buenos Aires, BdeF, 2010. El texto ha sido adaptado, ampliado, reordenado y publicado en AA. VV., Iter Criminis. Revista de Ciencias Penales, n.º 14, Cuarta Época, México, Instituto de Ciencias Penales, 2010,pp. 141-152.
1

Doctor en Derecho y Ciencias Sociales por la Universidad de la República (Montevideo); Doctor en Derecho por la UNED (Madrid); Profesor Adjunto de Derecho Penal y de Criminología (UDELAR); Profesor de Derecho Penal de la Escuela Nacional de Policía; Profesor Colaborador Honorario del Departamento de Medicina Legal de la Facultad de Medicina (UDELAR); Secretario del InstitutoUruguayo de Derecho Penal (UDELAR).
2

KRAUSE, Karl Christian Friedrich, Ideal de la Humanidad para la vida [1811], trad. Julián Sanz del Río, Madrid, Orbis S.A., 1985, pp. 177-178.
3

1

reparos sostener que la justicia penal contemporánea ha alcanzado importantes logros tendientes a garantizar más y mejor los derechos individuales, distanciándose notoriamente del juicio inquisitorial.Pero, sin perjuicio de esto, tampoco escapa al razonamiento que ciertos aspectos de los procesos y procedimientos penales mantienen ciertas connotaciones moralistas y hasta su origen en el aquí tratado proceso contra las brujas. Cuando en la actualidad se incrementan las presunciones de culpabilidad, se invierte la carga probatoria, se diluyen principios como los de legalidad y certeza jurídica, selegislan manifestaciones de un Derecho penal para enemigos y de autor; cuando la selectividad penal va en aumento y la estigmatización social campea, pues entonces se avizora que, más allá de expresiones netamente semánticas, una rémora de la Inquisición continúa viva en aquellas personas que —parafraseando a BECKER— se asumen como instigadores de la moral (Moral Entrepreneurs) dispuestos a...
tracking img