Olvidos trágicos de los derechos humanos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 3 (595 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
No pasa fácilmente la conmoción por las torturas inferidas en el Centro de Instrucción de Piedras a 21 jóvenes soldados. El apresurado relevo del Comandante del Ejército, general ReynaldoCastellanos, sorprende por su meritoria hoja de servicios y distrae un poco la atención, aunque no lo bastante para mitigar la inquietud por este otro inesperado brote de crisis del respeto a la integridad delos derechos humanos
Escándalos de parecida laya en otras partes del mundo no debieran servir de consuelo sino de toque de alerta para prevenir su propagación. En efecto, por estos mismos días sacude ala opinión de Rusia la noticia de que un conscripto menor de veinte años fue torturado por horas en la base de Chelyabinsk y privado de ayuda médica por varios días. Con la consecuencia espeluznantede que la gangrena invadió su cuerpo y los médicos debieron amputarle las piernas y los genitales.
A la indignación por su muerte se ha agregado la protesta contra el sistema de conscripción queexpone a la juventud a tales abusos. En Rusia, donde los derechos humanos no han sido su fuerte, se piensa en función de otros objetivos, más tangibles y específicos. En lugar de concentrarse en loserrores de conducta, se aspira a corregirlos suprimiendo los mecanismos que los facilitan.
El servicio militar obligatorio no autoriza a escarnecer por ningún motivo la dignidad humana de los reclutas.Por el contrario, compromete a instruirlos y adiestrarlos como seres inteligentes que son y no como calladas bestias de carga. So pretexto de capacitarlos en el arte de la milicia y en la defensa de laPatria y de la comunidad, no es admisible incurrir en manifiestos delitos.
Tanto como se ha predicado sobre la Declaración de los Derechos Humanos y sobre nuestras normas constitucionales, no parecehaber penetrado en todas las conciencias, especialmente en algunas de aquellas a las cuales corresponde, por sus atribuciones de mando, velar por su riguroso cumplimiento. Acaso sea menester...
tracking img