Reseña periodistica

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1248 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de marzo de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Reseña Periodística
Steve Jobs
Aunque, inevitablemente, hay una tendencia a mostrar el mejor perfil de este hombre y, en cierta forma, justificar sus bordes más filosos, Isaacson fue capaz de escapar a la irresistible seducción de Jobs para exponer los numerosos dobleces de una personalidad extraordinaria.
Debo confesar que no me lo esperaba. La imaginé más cerca de la apoteosis o, en todocaso, menos descarnada. Pero no fue así. Los aspectos geniales de Jobs están a la par, incluso entretejidos, con su lado más brutal. Sus visiones, que en la mayoría de los casos se mostraron certeras, no ocultan sus errores garrafales. Su obsesión por los objetos perfectos no eclipsa, en la obra, su facilidad para mentir sin escrúpulos. Esta consistente silueta de más de 700 páginas no omite lasnumerosas contradicciones de Jobs, todo lo contrario. El hombre brilló y, por lo tanto, proyectó sombra. No ha sido diferente con otras grandes figuras de las ciencias y las artes.
La biografía de Isaacson pinta, pues, a un hombre, no a un héroe ni un ícono religioso. Es, sin la menor duda, un gran trabajo documental, pero es asimismo una obra indispensable para comprender buena parte del mundo en elque vivimos.
Tierra fértil
Desde la prematura muerte de Jobs se han dicho sobre él muchas cosas. En general, se intentó clasificarlo. Que genio, que visionario, que mago; también se lo tildó de farsante y de adueñarse de ideas ajenas. Algunas categorías son demasiado vagas (como la de genio), aunque el sayo le queda como pintado. Visionario, sí, claro, vaya novedad. Llamarlo mago ya es quedarsesin adjetivos. Farsante podía serlo, Jobs, cuando le convenía, lo mismo que manipulador. Pero hasta donde sé, nunca se adueñó de ideas de otros. Las pagó, a veces de su propio bolsillo.
Pero hay algo más importante, que en general se pierde de vista con personas que, como Jobs, cambian paradigmas. Aunque era propietario de un número de patentes, la verdad es que las grandes ideas no se leocurrieron a él. Sin embargo, decir que se las adueñó es un doble embuste. Primero porque, como dije, las pagó. Segundo, porque sin él muchas de esas ideas se habrían vuelto obsoletas sin llegar a ver la luz. La breve lista a continuación no hace sino confirmar que las ideas son como las semillas. Necesitan un terreno fértil para germinar, crecer, florecer y fructificar.
La interfaz gráfica de usuariolanguidecía en un almácigo escondido del Xerox PARC. El ratón resultaba cómico. Nadie creía en él. Jobs, sí. Y aunque la primera Mac era una mala máquina, lenta y cara, cambió la informática para siempre.
LucasFilms quería deshacerse de su división de animación, que habría de transformarse en Pixar en manos de Jobs. Pagó por ella 5 millones de dólares e hizo un aporte de capital de otros 5millones. Veinte años después se la vendió a Disney por 7400 millones de dólares y, lo que es más, en esos veinte años la compañía creó películas estupendas, como Toy Story, Bugs, Buscando a Nemo y Los Increíbles. A propósito, hoy tenemos animación computada hasta en los avisos de detergente.
Gran parte de la industria del entretenimiento había ensayado la venta de música por Internet sin éxito, hastaque salió el iTunes Store. Se esperaba que la tienda vendiera 1 millón de canciones durante los primeros seis meses. Vendió 1 millón en los primeros seis días.
La genialidad de Jobs no estuvo en inventar ciertas tecnologías, sino en permitir que ciertas tecnologías se desarrollasen. Gran parte de los productos que hoy hacen de Apple una de las compañías más poderosas del mundo habrían sidocancelados en otros ecosistemas corporativos.
En mi opinión, y la biografía de Isaacson me lo confirmó, Jobs fue un hombre de un enorme coraje, una porción no menor de locura para embarcarse en proyectos aparentemente imposibles (imponer un teléfono celular, por ejemplo), un ego gigantesco y una voluntad de poder exacerbada, que sólo competía con su obsesiva atención por los detalles y por el...
tracking img