San isidoro de sevilla

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 20 (4951 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 8 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
SAN ISIDORO DE SEVILLA

San Isidoro de Sevilla ha sido considerado el último de los padres de la iglesia de Occidente.

Nació en Cartagena en el año 560, y murió en Sevilla el 4 de marzo del año 636.
Su familia de abolengo hispano romano, provenía de Cartagena y se distinguió por su contribución a la conversión de los reyes visigodos arrianos al catolicismo.
Su padre emigró a Sevilla en elaño 554, a causa de la invasión bizantina, y allí se estableció. Murió pronto dejando como jefe de la familia al hijo mayor, Leandro, que luego sería obispo de Sevilla. Leandro se cuidó personalmente de la formación religiosa, humana y literaria de su hermano menor, Isidoro, que le sucedería como obispo de la ciudad en el año 601. Además de ellos, otros dos hermanos son venerados como santos:Fulgencio, obispo de Écija, y Florentina que eligió la vida monástica.
Poco se conoce de Isidoro como persona. Se recopilaron unas pocas cartas suyas, pero las auténticas son tan breves y concisas que, no revelan ninguna cosa sobre su personalidad. Los textos más extensos de su producción son de fecha posterior y son esencialmente tratados del último período visigodo.

Isidoro de Sevilla reunióen sí el saber de la antigüedad en las distintas ramas de la ciencia : geografía, matemáticas, navegación, historia, teología, bíblica, derecho, música, agricultura.
Su aportación a la Edad Media fue el germen doctrinal de la antigüedad y del cristianismo primitivo y puso las bases de la liturgia mozárabe.
Presidió el segundo Sínodo provincial de la Bética en Sevilla, en noviembre del año 619,al que asistieron no sólo prelados hispanos, sino también obispos de Narbona y La Galia.

Sisenando, en el año 633, convocó el IV Concilio de Toledo, el primero en los casi 45 años transcurridos desde la conversión de los visigodos. A este Concilio asistió la plana mayor de la iglesia visigoda, y fue presidido por San Isidoro.
En las conclusiones políticas se estableció una regulación electivade la sucesión monárquica con la participación de los obispos. Al exponer la tarea constituyente, se puso de relieve que una de sus principales realizaciones era dar vida al Concilio General como institución de la iglesia hispana, y además, se instauró la enseñanza en todos los obispados.

Entre sus numerosos escritos, sobresale las “Etimologías u orígenes”, su obra más conocida. En esta obraclasifica, compila y compara todo el saber de su tiempo. Fue Braulio de Zaragoza quien le dio su estructura actual en veinte libros. Esta obra está basada en una amplia gama de textos clásicos y de la Antigüedad tardía. En ella intentaba dar una visión panorámica y sistemática del conocimiento, por lo que siempre ha sido considerada una enciclopedia. El principio directo era el de la etimología, yaque las palabras clave de cada tema se diseccionaban para poner de manifiesto sus orígenes y su significado. Estos escritos se conocieron rápidamente fuera de Hispania, y existen testimonios de que se leyeron en Francia, al norte de Italia, Irlanda y los reinos anglosajones antes del final del siglo VII. Las rutas exactas por las que se desplazó esta obra siguen siendo discutibles, pero la rápidadifusión de tantos escritos de Isidoro de Sevilla, pone de manifiesto, los estrechos vínculos que existían entre la iglesia hispana y otras regiones de la Europa occidental.
Fue el maestro de los intelectuales merovingios, y su influencia en el renacimiento carolingio fue decisivo.

Su tratado de las “Sentencias”, es tal vez la obra más leída durante la Edad Media, lo atestiguan los miles demanuscritos copiados durante toda la época previa a la aparición de la imprenta. En él resumió la dogmática y la moral. Se trata de tres libros en los que se entremezclan los puntos de la doctrina cristiana. En el primer libro trata especialmente las cuestiones dogmáticas, los atributos de Dios y el origen de la humanidad pasando por la Encarnación, la iglesia y los sacramentos, hasta el Juicio...
tracking img