Sarmiento

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 4 (916 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 1 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
UN ESTADO Y UNA SOCIEDAD, DEMOLIDOS CON SARMIENTO
Por Luis Alberto Romero

Su Bicentenario se cumple el martes 15. La historia oficial seguirá prefiriendo el olvido, porque también diluye lasideas con las que el político buscó construir un país integrado.
En 1938, a cincuenta años de su muerte, las publicaciones católicas recordaron a Sarmiento como el autor de una vida de Jesús. Nopudieron ignorarlo, pese a que por entonces el catolicismo, impregnado de nacionalismo, llevaba adelante el asalto y demolición de uno de sus grandes emprendimientos: la escuela pública laica y gratuita ,tachada de “escuela sin Dios”.
Tampoco lo ignoró Perón, cuando en 1947 puso su nombre a uno de los ferrocarriles nacionalizados.
Por entonces, el revisionismo historiográfico se cebaba en Sarmiento ,considerado el ángel maligno de la caduca “Argentina liberal”. Pero Sarmiento era defendido, con idéntico ardor, por el progresismo democrático , del centro a la izquierda, que se identificaba con latradición liberal y contraponía la democracia al fascismo.
Treinta años después, ya no se combatía. Mientras sus defensores perdían convicción, en los setenta se sumaron al arco antisarmientino lospopulistas , que lo acusaron de elitista y cosmopolita. Más tarde vendría el contingente de los antropólogos, filósofos y sociólogos antiliberales, relativistas y escépticos, que tomaron como blancosus convicciones civilizatorias, y declararon preferir la barbarie .
Entre quienes aún mantienen una imagen positiva de Sarmiento están los críticos literarios que lo consideran un gran escritor, y loshistoriadores que, con palabras de José Luis Romero, reconocen su capacidad para captar la historia profunda.
Creo que los argentinos tenemos una deuda mayor que la expresada en sede académica.Sarmiento fue un hombre político.
Impulsó con ardor mil iniciativas para construir un país todavía en obras, y las defendió en miles de páginas escritas, tan apasionadas como contradictorias. No es...
tracking img