Tres formas de libertad

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2863 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de mayo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
TRES FORMAS DE LIBERTAD.
Colaboración de Alejandro Llano en J. Aranguren: La libertad sentimental. Cuadernos del anuario filosófico, nº 73, Pamplona 1999: páginas 11 a 30.

ALEJANDRO LLANO CIFUENTES (1943)1 Nacido en Madrid, vivió su infancia en El Carmen, un pueblo asturiano. Es Profesor de Filosofía en la Universidad de Navarra. Participó en las rebeliones estudiantiles de los años 60‟s y70‟s en contra del régimen de Franco y de la falta de libertades públicas. Tras haber estudiado en las Universidades de Madrid, Valencia y Bonn, se doctoró en la Universidad de Valencia. Desde 1967 a 1976 fue Profesor Adjunto de la Universidad de Valencia. En 1976 obtuvo la Cátedra de Metafísica de la Universidad Autónoma de Madrid, y desde 1977 se incorpora a la Universidad de Navarra, donde ha sidoDecano de la Facultad de Filosofía y Letras (1981-1989) y Rector (1991-1996), y desde 2000 es Presidente del Instituto de Antropología y Ética. Es profesor visitante de numerosas universidades internacionales. Es Académico de la Academia Europea de Ciencias y de la Pontificia Academia de Santo Tomás de Aquino. En 2005 recibió el título de Doctor Honoris Causa por la Universidad Panamericana(México).

Probablemente uno de los filósofos españoles más seguidos, se ha ocupado de casi todos los terrenos de la filosofía. Además de sus trabajos sobre la filosofía del idealismo alemán, con mención especial a Kant, ha estudiado cuestiones de ontología y teoría del conocimiento en Aristóteles y Tomás de Aquino, en diálogo con planteamientos del análisis lógicolingüístico. También se ha ocupado deproblemas de filosofía política, teoría de la cultura y deontología. Autor de un buen número de libros, además ha escrito más de cien artículos e impartido cerca de 150 conferencias en universidades de todo el mundo.

(Fuentes: http://www.ediciones-encuentro.es/Autor_Mostrar.php?idautor=223&misesion=qbhv8fl5ak10k3uf35rom48gk0&estado=0&pag=0&cn= 0&resul=&temp=,1252117636754,&wh=&ord=0 yhttp://es.wikipedia.org/wiki/Alejandro_Llano_Cifuentes)

RESUMEN: El autor comienza su reflexión sobre la libertad alertándonos sobre la variedad de „significados‟ que le damos a la palabra, de los cuáles no todos son afortunados. Usando la catalogación que Leibniz le da como un laberinto filosófico y vital, nos recuerda que para ejercer la libertad se requiere poner en juego todas las dimensiones de lapersona, particularmente la inteligencia, la voluntad y las emociones, pero esto, sólo como un inicio. En este análisis, nos presenta tres sentidos diferentes de la libertad, a los que hace coincidir de manera personal con tres etapas históricas del pensamiento: la premoderna, la moderna y la postmoderna. Sin embargo, cada uno de estos sentidos se „salen‟ de su tiempo y de sus límitesconceptuales, convirtiéndose en inviables si no se depuran y complementan. Sin embargo, afirma que la verdadera evolución de la libertad implica la conservación de la esencia de cada sentido, pero superándolos.

1) LIBERTAD DE Es el primero, simple y obvio de los sentidos. Ser libre es igual a no tener impedimentos para realizar los actos que quiero. Los clásicos lo llamaban libres de coacción: no hayimposición externa. Se obra por “un principio activo que se encuentra en nosotros mismos” (pág. 1). Comúnmente se le llama „libertad de decisión‟ ó „libre arbitrio‟. Millán Puelles le llamó „libertad innata de índole psicológica‟. Nacemos libres-de, porque estamos forzados a elegir, lo cuál implica una gran responsabilidad a la que a veces quisiéramos abdicar, por las consecuencias que cada decisióntrae y a las que no quisiéramos responder. Las decisiones que tomemos reflejarán nuestro propio Yo; “decidir es siempre decidirse” (pág. 2), por la necesidad de reconocer el carácter reflexivo de la libertad. La índole psicológica de la libertad-de se refiere a la intervención de las principales potencias interiores, entre las que a veces olvidamos a las emociones. Los pensadores clásicos...
tracking img