Vaya y ponga sus fortalezas a trabajar

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 16 (3917 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 9 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Libros de Gerencia Resumidos

Vaya y ponga sus fortalezas a trabajar
6 poderosos pasos para lograr resultados increíbles
por Marcus Buckingham

RESUMEN EJECUTIVO
Gran parte de la gente pasa la mayoría de su jornada laboral haciendo cosas que no requieren de fortalezas personales. Se trata de actividades en las que la persona no puede demostrar sus verdaderas habilidades, es decir, lashabilidades en las que realmente es buena. El resultado, en el mejor de los casos, es que el empleado odia su trabajo y, en el peor de los casos, que la organización está desaprovechando las verdaderas habilidades de su personal. Así pues, el reto de cualquier empleado es aprender a aprovechar y aplicar sus fortalezas en su propio trabajo. En este texto, el autor presenta un plan de seis pasos paraaprender a integrar nuestras fortalezas naturales a nuestro desempeño laboral. Entre los temas tratados están: determine cuáles son sus fortalezas, aléjese de sus debilidades y adquiera hábitos fuertes, entre otros.

sos, pero nuestros instintos básicos de competencia continuarán intactos. 1.3. Aunque la vida sea un viaje, es extremadamente improbable que exploremos nuevas áreas contrarias a lasque nos interesan. Por el contrario, es más probable que nos dediquemos a hacer cosas en las que ya somos buenos. 1.4. Es cierto que somos capaces de adaptarnos por naturaleza. Todos podemos mejorar en ciertos aspectos si son realmente importantes. Pero esto no quiere decir que los valles se volverán de pronto cimas. Sólo quiere decir que los valles serán menos empinados y las cimas más parejas.Mito 2: Crecemos más en las áreas en las que somos más débiles: Cerca de 61% de la gente cree esto. El adoctrinamiento en este mito empieza en la escuela. La mayoría de los padres que ven una mala calificación les dicen a sus hijos que deben mejorar en dicha área sin tomar en cuenta las buenas calificaciones en otras áreas. La idea de que todo el mundo debe ser competente en todo está muy arraigadaen la sociedad. Realidad: Siempre nos parecerá más fácil y divertido crecer en nuestras áreas más fuertes: contrario a lo que normalmente se cree, tratar de mejorar en algo en lo que somos débiles es bastante difícil. En cambio, mejorar en lo que ya somos buenos es muy divertido e interesante. Dado el optimismo y entusiasmo, siempre daremos grandes saltos cuando nos dediquemos a las áreas de mayorfortaleza. Y si estamos haciendo algo que nuestros semejantes valoran mucho, nos apasionaremos aún más en mejorar en dichas áreas. Si desde la adolescencia nos proponemos sintonizar nuestras actividades con nuestras fortalezas, estaremos echando las bases de un gran desempeño en el futuro. Mito 3: Los buenos miembros de un equipo hacen todo lo posible por hacer que el equipo triunfe, inclusocuando no les guste: un total de 91% de la gente cree que debería subordinar sus preferencias personales por el bien del equipo. La flexibilidad y la adaptabilidad suelen ser valores muy apreciados en el mundo comercial. Realidad. Los buenos miembros de un equipo ponen sus fortalezas a disposición del equipo la mayoría de las veces, de modo que puedan contribuir efectivamente: los buenos miembros deun equipo quieren contribuir. El mejor modo de lograr esto es que identifiquemos nuestras fortalezas y luego nos

Rompa mitos y cambie de mentalidad
Usted sólo tendrá éxito a la hora de poner sus fortalezas a trabajar si realmente cree que cultivar sus fortalezas es más productivo que solucionar sus debilidades. Para dejar atrás la mentalidad de querer arreglarlo todo, confronte los tres mitosque impulsan a la gente a preocuparse ante todo por sus debilidades: Mito 1: A medida que crecemos, nuestra personalidad cambia: esto está tan inserto en la cultura popular, que 66% de la gente lo cree. Realidad: A medida que crecemos y maduramos, nos volvemos aún más quienes ya somos: no nos convertimos en otra persona a medida que envejecemos. No cambiamos mágicamente de personalidad ni usamos...
tracking img