A 90 años de la sep

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1038 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de enero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
A 90 AÑOS

DEL MILAGRO EDUCATIVO EN MEXICO

G. Arturo Limón D.

Imagínese un país con un promedio de vida de 29 años y un índice de analfabetismo del 90% y tendrá al México de principios del siglo XX, eso fue antes de la Revolución Mexicana de 1910 que esta en su centenario de vida y aun cuando algunos dicen ha muerto, esta tan viva como la oportunidad que me dio de educarme.
Por loanterior y en el marco de su centenario y entrando ya al 90 aniversario de la creación de la Secretaria de Educación Publica, tomó este como el tema de mi colaboración este mes en Aserto y siguiendo el esquema de aniversarios, sumare un dato personal y diré que he dedicado un poco mas de 30 años a trabajar como maestro en la SEP, ya sea en la sierra Tarahumara, La Universidad Pedagógica oConalep es decir mas de la mitad de mi vida personal a esta institución por ello sumo a esto además mi quehacer en las escuelas preparatoria y normal Benemérito de las Américas y las universidades como la UACH o la UNAM.

Y ya que cito a esta esplendida institución a la que muchos mexicanos le debemos tanto, sino es que todo, por darnos esa formación humanista y social que marcó nuestraexistencia.

Es hoy pertinente mas que nunca recordar el lema de la UNAM que a la letra dice; “Por mi raza hablara el espíritu” porque en un México que se debate al principio del Siglo XXI en una vorágine donde las balas y la desesperanza enseñorean, la memoria de hombres que hicieron historia en este país nos ha de alentar e inspirarnos por ello rescato en este ejercicio de memoria que me parecejusto, algunos fragmentos del celebre discurso que expresara el maestro José Vasconcelos para arengar a los maestros universitarios a sumaras ala epopeya que cambio México por la vía de la educación me refiero claro es, a la consolidación 1920 Del Ministerio de Educación en un principio mismo que vendría a derivar en ser La Secretaria de Educación Pública.

Con ustedes pues, solo una entradade la retórica de ese enorme Vasconcelos de ese momento. Sino del ausente espíritu y mística educativa que deja un sabor de necesidad de ser escuchado mas a menudo, si, hoy por hoy, analícelo usted cuando expresa;

“Llego con tristeza a este montón de ruinas de lo que antes fuera un ministerio que comenzaba a encauzar la educación pública por los senderos de la cultura moderna.
La másestupenda de las ignorancias ha pasado por aquí asolando y destruyendo, corrompiendo y deformando, hasta que por fin ya sólo queda al frente de la educación nacional esta mezquina jefatura de departamento que ahora vengo a desempeñar por obra de las circunstancias; un cargo que sería decorativo si por lo vano de sus funciones no fuese ridículo; que sería criminal si la ley que lo creó no fuesesimplemente estúpida. Doloroso tiene que resultar para toda alma activa venir a vigilar la marcha pausada y rutinaria de tres o cuatro escuelas profesionales y quitar la telaraña de los monumentos del pasado, funciones a las que ha sido reducida nuestra institución por una ley que debe calificarse de verdadera calamidad pública.
Pero esta tristeza que me invade al contemplar lo que miramos sería mucho máshonda, sería irreparable, si yo creyese que al llegar aquí iba a entregarme a la rutina, si yo creyese que iba a meter mi alma dentro de estos moldes, si yo creyese que de veras iba a ser Rector sumiso a la ley de este instituto. No; bien sé, y lo saben todos, que el deber nos llama por otros caminos, y así como no toleraríamos que los hechos consumados nos cerrasen el paso, tampoco permitiré queen estos instantes el fetiche de la ley selle mis labios: por encima de todas las leyes humanas está la voz del deber como lo proclama la conciencia, y ese deber me obliga a declarar que no es posible obtener ningún resultado provechoso en la obra de educación del pueblo si no transformamos radicalmente la ley que hoy rige la educación pública, si no constituimos un ministerio federal de...
tracking img