Comentario de "animal spirits"

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 15 (3534 palabras )
  • Descarga(s) : 4
  • Publicado : 19 de mayo de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Argumentos de los autores
En mi opinión, los autores no hacen otra cosa que coger el testigo de Keynes en su crítica a las inestabilidades que subyacen en el capitalismo, donde ponía foco en la economía conductual de forma complementaria, si no contrapuesta, a los criterios racionales de la mano invisible de Adam Smith, con un mercado libre y perfecto.
Eso sí, sintetizar el razonamiento encinco argumentos principales ayuda a orientar y simplificar el concepto del que trata el libro: el hombre y la psicología como variable crítica en la economía. La cuestión es analizar hasta qué punto estos argumentos, que se entrelazan principalmente con la confianza, pesan más o menos en contraposición con las decisiones económicas motivadas, entre otras, por los incentivos y el coste de oportunidad.Los autores determinan como fundamentales en los “Espíritus Animales” la confianza, la equidad, la corrupción y mala fe, la ilusión monetaria y las historias:
 La confianza: la valoración de este punto arranca en la explicación de una situación vivida por uno de los autores en la que definía como “lapso” una experiencia personal que vivió al no percibir la sobrevaloración de un inmueble delque le hablaban. Precisamente éste es el punto crítico donde se pone de relieve el factor humano de la confianza: cómo un experto económico obvia una alarma subyacente en una situación cotidiana. Y es que decidimos en función de percepciones y valoraciones enormemente influidas por el entorno, por su inercia. Poner en entredicho toda la información que nos llega es, además de una actividad mentaly anímicamente agotadora, una actitud simplemente adolescente. Por eso es en mi opinión el factor capital y más importante de cuantos conforman los espíritus animales y afectan a la economía. De hecho en mi propia empresa, al inicio de la crisis, cuando ya se podían leer los cambios en tendencia e índices económicos, se pensó como la gran mayoría de la empresas que el vaso seguía desbordándose yque no había motivo de alarma. Se tomaron decisiones de adquisición de empresas, llevados en volandas por el sentimiento de confianza del mercado…la maquinaria era demasiado grande como para pensar que podía parar, y no paró…colapsó. Y hoy estamos en el lado opuesto de la situación, donde la desconfianza agarrota el consumo y la inversión, influidos de la misma forma dañina al no poder “leer” laeconomía de forma neutral.
 La equidad: curiosa la circunstancia por la que, de forma teórica, una persona en términos económicos tiene que tomar una decisión y fundamenta su elección según el coste de oportunidad, los incentivos asociados y sopesando la incertidumbre por la probable falta de información y todo este razonamiento que ocurre en la mayor parte de los casos se viene al suelo cuando laequidad entra en juego en la decisión. Nuevamente, las valoraciones personales afectan dramáticamente las decisiones económicas, comprendiendo sólo a posteriori la motivación que ha impulsado la decisión. De hecho conozco en mi entorno más de un ejemplo en esta línea, en la que incluso otros elementos humanos como la envidia hacen que la decisión se fundamente en algo irracional, que va contra elbeneficio propio, sólo por ser fiel a un sentimiento. Sirva como ejemplo una frutería de barrio, con productos de muy buena calidad y a muy buen precio, cabría esperar que fuese todo un éxito, con altas ventas y reconocimiento. Ahora bien, supongamos que ese tendero tiene, además de la furgoneta de reparto, un Mercedes en la puerta: ¿Cuál sería el comportamiento de la gente? Pues en muchos casosla compra de fruta ya no se realizaría por parte de algunos, amparándose no en el concepto racional económico (no hay justificación por beneficiar objetivamente al comprador con producto y precio) sino porque un tendero no “puede” acumular ese nivel de riqueza o al menos así lo decidirían algunos, y por consiguiente la irracionalidad económica sería el motor de decisión.
 Corrupción y mala fe:...
tracking img