Cristianismo en la sociedad actual

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1720 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 24 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
CRISTIANOS EN LA SOCIEDAD DE HOY. Benjamín Forcano

Hace décadas que muchos cristianos descubrimos que nos encontramos en una nueva situación para vivir nuestro cristianismo. Fundamentalmente consiste en que hemos salido del recinto amurallado de nuestra casa y nos encontramos en una plaza pública, abierta, donde se hallan otros muchos que viven con credos culturales, éticos y religiososdistintos de los nuestros. El aislamiento, la uniformidad, la seguridad y alejamiento han sido sustituidos por la convivencia, el pluralismo, la duda, el diálogo y la cercanía.
Nuestro mundo interior comienza a moverse y no podemos evitar hacer mil preguntas. Avanzamos y nos damos cuenta de que muchas de las respuestas –viejas, superclaras, indiscutibles- no convencen ni sirven para una convivenciacomún, sólida, basada en presupuestos y valores comunes. Las religiones pusieron muros entre unos y otros y ahora descubrimos que, por encima de ellas, está el suelo inmenso, fértil y en todos entrañado de lo humano. Lo más común y lo más importante se había casi eclipsado para hacer visible lo que nos diferenciaba y contraponía.
La globalización ha cambiado de arriba a abajo esta situación. Locual provoca un problema, primero de todo en el seno de las propias religiones, quienes siguen afanadas por seguir marcando las propias diferencias. Las grandes religiones tienen su historia, su organización, su poder, sus representantes y no están dispuestas a una autocrítica y un relativizar mil asuntos en beneficio de causas y valores comunes. Paradójicamente, han perdido aquello que sin excepcióndebieran animar: el amor por la vida.
La gente se encuentra en esta conyuntura y, junto a su buen entender , se encuentra con la imagen de las predisposiciones y dogmas de su religión. Y oscilan entre la fidelidad o la crítica, la convergencia o la confrontación, el compartir o el alejamiento.
Y la respuesta a este nuevo hecho, no siempre suele darse positivamente, especialmente en los lugaresdedicados al culto de cada religión. Allí se respira más lo propio que lo común.
La sociedad un foro abierto
Los foros se celebran fuera, al aire libre, con entrada libre para todos, donde nadie se siente extraño, porque la lengua que allí se habla es la de la humanidad común, la de la razón y del argumento, la de la exposición y del diálogo, con el afán de ir a lo que cohesiona y humaniza, ymueve a la fraternidad y al amor. Tal condición hace que los ciudadanos se sientan libres, no dogmáticos, conviviendo directamente sobre la experiencia y sabiduría humanas, con el objetivo de arraigar la justicia, la solidaridad, la paz y, en definitiva, la felicidad.
En este sentido, lo digo sin falsas humildades y sin miedo: buscamos presentar un cristianismo moderno, que arranca de dondesiempre, pero que adopta modos, traducciones y aplicaciones modernas. Un cristianismo para hoy y de hoy, que asume y bendice los grandes avances y aspiraciones del hombre moderno en todo en cuanto sirve para crear condiciones de entendimiento, de justicia, de cooperación , de liberación y de paz. Ese cristianismo se edifica sobre lo humano, desde lo humano y para lo humano y cuenta con todo elpotencial religioso que no persigue más fin que la plenitud y liberación-salvación de lo humano.
Así, pues:
1.Hemos entrado en una época nueva. El ingreso en una época nueva no se produce de repente, porque el cambio, que es una constante de la historia, se sucede y acumula hasta que en un momento determinado estalla y requiere una revisión del sistema.
2. Los cristianos venimos de un catolicismo bienaposentado en la cristiandad, estático, bien uniformado en leyes, ritos, costumbres y normas configuradoras de un modo de vida individual y colectivo. Un catolicismo de mucho tiempo y que, de unos siglos para acá, estaba paralizado. En los siglos XIX y XX surgen hechos significativos, ideas nuevas, cambios sociales que operan a modo de fermento en la conciencia católica. Esta fermentación se...
tracking img