Economia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 18 (4324 palabras )
  • Descarga(s) : 71
  • Publicado : 12 de abril de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
:: portada :: Economía :: 30-06-2009

La crítica de Keynes al neoliberalismo
José Cademartori Rebelión

En los años veinte del siglo pasado, John Maynard Keynes (1883-1946) ya era un destacado economista, catedrático en Cambridge, autor de una obra sobre probabilidades y de varios ensayos polémicos sobre temas de interés público. Durante años enseñó la ideología de "la mano invisible",dominante durante siglo y medio en Gran Bretaña, mientras en Francia la misma había sido adoptada por los fisiócratas con la consigna "Laisser faire, laisser passer", doctrina dogmatizada más tarde por Juan Bautista Say. Su maestro había sido Alfred Marshall, un liberal más bien ecléctico, el economista más influyente de su época. Ricardo, Stuart Mill y toda la cátedra posterior hasta Marshallacogieron la tautológica "ley" de Say de que toda producción creaba su propia demanda. En el sistema económico nunca podía existir ni sobreproducción ni insuficiencia de poder de compra y si alguna vez esto ocurría, el libre mercado resolvía ese desajuste por sus propios mecanismos. Keynes se mostró cada vez más disconforme con este axioma que contrariaba la realidad, caracterizada por continuas crisis desobreproducción, desempleo masivo y prolongado, desequilibrios del comercio exterior y trastornos monetarios. Su participación en asuntos públicos entrenó su agudo sentido de observación que, combinado con una gran capacidad de análisis lógico-matemático, le permitió anticipar el curso de los acontecimientos. Rompió con la tradición y polemizó constantemente con su representante Alfred Pigou.Formuló fundada críticas a Ricardo y JB Say y se enfrentó con los precursores europeos del neoliberalismo -los austríacos von Mises y von Hayek- y el británico Lionel Robbins, de la Escuela de Londres. Essays in Persuasion, (Norton Library, USA 1963) -una recopilación de artículos y ensayos publicados entre los años 1919 y 1931-, muestran la manera de pensar de su autor en diferentes ámbitos de laeconomía, la política y la filosofía. Escribió sobre problemas acuciantes de su época como la inflación, el patrón oro, la deflación, el proteccionismo y la política económica de los gobiernos británicos. El tiempo demostró que él tuvo la razón en dos temas cruciales. La cuestión de las reparaciones que los vencedores de la Guerra de 1914-18) exigían a Alemania, sobre las cuales Keynes se mostrócontrario, advirtiendo sus efectos contraproducentes para Europa; y su vigorosa campaña por el abandono del patrón-oro. En este debate arremetió contra Winston Churchill, Ministro del Tesoro en 1925. Argumentó que su política de revaluar la libra esterlina iba a significar, tarde o temprano, reducir los salarios en proporción a la revaluación. Y que si se pretendía reducir los salarios nominalesfomentando una deflación interna, esto sólo se lograría intensificando deliberadamente el desempleo. En sus escritos de 1929 a 1931, luego del estallido de la mayor crisis económica del capitalismo en el siglo XX, Keynes fue forjando las bases de su modelo teórico. Al apoyar el programa electoral del candidato liberal Lloyd George en 1929 (A Program of Expansion, págs 118-134) se manifestó a favor deaumentar el gasto público para combatir el desempleo que durante los últimos ocho años se mantenía en más de un décimo de la fuerza de trabajo del país, "un hecho sin precedentes en nuestra historia". Apuntó a las disparidades entre ahorros e inversiones, un tema central de su teoría general sobre las inestabilidades de la producción, el empleo y los precios, bajo el capitalismo. Refutó un axiomaortodoxo, según el cual la expansión del crédito y del gasto eran siempre inflacionistas. En su artículo "The Great Slump of 1930"(pág 135) adelantó que el desplome de Wall Street se convertiría en "una de las más grandes catástrofes económicas de la historia moderna" haciendo

page 1 / 7

notar que una cuarta parte de los trabajadores británicos habían quedados cesantes. Llamó a encarar la...
tracking img