Educación laica

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 22 (5448 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Rescaté de la biblioteca de mis padres, y de las garras del tiempo, un documento histórico, impreso en San José, Costa Rica en 1.940, que narra hechos sucedidos en 1850, en donde el personaje principal es el inmortal escritor francés: VICTOR HUGO (1.802 – 1.885), considerado como el jefe de filas del Romanticismo.

[pic]
VICTOR HUGO en 1.927

Su obra literaria fue prolífica entrepoesía, teatro y novela. Su nombre nos recuerda – casi de inmediato – dos de sus obras maestras más conocidas: “Nuestra Señora de París” (1.831) y “Los Miserables” (1.845). Pero no trata – este comentario - de ese Victor Hugo, sino, más bien, del no tan conocido: el político.

Victor Hugo fue un Republicano convencido; nombrado par de Francia en 1.845 y aunque apoyó en 1.848 la candidatura deLuis Napoleón Bonaparte, sus discursos sobre la miseria y sobre todo la ley Falloux, propiciaron su ruptura con el Partido Conservador.

En la Francia de mitad del siglo XIX se debatía entre la tesis de educación pública religiosa, apoyada por el Partido Clerical, llamada ley Falloux, o la educación laica (neutralidad de la escuela en relación con los cultos religiosos) que pretendía laizquierda.

Y a eso se refiere propiamente este comentario. El documento rescatado es el encendido discurso que Victor Hugo pronunció, el 15 de enero de 1.850, en la Asamblea Legislativa de Francia, defendiendo ardientemente la educación laica y atacando sin piedad al Partido Clerical y su propuesta.

Siéntese cómodo y deléitese con el viaje hacia un pasado que – sin dudas – influyó sobre lasociedad tal como la conocemos hoy en Occidente.

El documento en versión original:

POR LA CULTURA NACIONAL
Primera Serie de Publicaciones

No. 1

La Enseñanza Laica

Discurso pronunciado por VICTOR HUGO, en la Asamblea Legislativa, el 15 de Enero de 1850.

San José, Costa Rica

1940

AI Partido Clerical:

No quiero que lo hecho por nuestros padres lodeshagáis vosotros. Después de aquella gloria no quiero esta vergüenza.

VICTOR HUGO

LA ENSEÑANZA LAICA

El partido católico de Francia había obtenido de Luis Bonaparte, que el Ministerio de Instrucción Pública fuese confiado a un señor Falloux.

Y, apenas se había reunido la Asamblea Legislativa, en la que el partidoreaccionario estaba en mayoría, cuando el Sr.. Faliouz presentó un proyecto de ley sobre la enseñanza.

Este proyecto, bajo pretexto de organizar la enseñanza, establecía en realidad el monopolio de la Instrucción Pública en favor del clero, lo cual había sido preparado por una comisión extraparlamentaria, escogida por el Gobierno, en la que dominaba el elemento católico, Unacomisión de la Asamblea, inspirada en el mismo espíritu, había combinado las innovaciones de la ley de tal modo que la enseñanza laica desaparecía ante la enseñanza católica.

La discusión sobre el principio general de la ley se abrió el 14 de Enero de 1850. Toda la primera sesión y mitad de la segunda del debate, las ocupó con un discurso muy hábil el señor Saint Hilaire.Después, el señor Parisis, Obispo de Langres, subió a la tribuna a dar su asentimiento a la ley propuesta, siempre bajo algunas reservas y con ciertas restricciones.

VÍCTOR HUGO, en aquella misma sesión, contestó a los representantes del partido católico con el siguiente discurso:

SEÑORES:

Cuando se abre una discusión que se refiere a lo que hay más serio enlos destinos del país, es preciso entrar en seguida y sin titubear en el fondo de la cuestión.
Empezaré diciendo lo que yo querría, y después diré lo que no quiero.
A mi juicio, señores, el objeto difícil de alcanzar, y lejano sin duda alguna, pero al cual es preciso tender en esta grave cuestión de la enseñanza, es el siguiente: (Más alto! Más alto!)

Toda cuestión, señores, tiene su...
tracking img