Ejemplo carta de despedida

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1027 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
VARIA
NUEVO DIRECTOR DEL INSTITUTO

Por Decreto número 397 del 11 de febrero del presente año el Presidente de la República nombró Director del Instituto Caro y Cuervo al Dr. Rafael Torres Quintero, en reemplazo del Dr. José Manuel Rivas Sacconi, quien fue promovido por el Gobierno nacional para desempeñar el cargo de Embajador Extraordinario y Plenipotenciario ante la Santa Sede. El Dr.Rafael Torres Quintero desempeñaba, hasta la fecha de su nombramiento, el cargo de Subdirector del Instituto y en varias oportunidades, en ausencia del Director Titular, pasó a ser Director Encargado de la misma entidad.

PALABRAS DE DESPEDIDA Y AGRADECIMIENTO AL DOCTOR JOSÉ MANUEL RIVAS SACCONI
El discurso que a continuación publicamos iba a ser pronunciado por su autor, el Dr. Luis Flórcz, en unhomenaje que el personal del Instituto Caro y Cuervo había organizado para despedir a su Director y amigo de tantos años el Dr. José Manuel Rivas Sacconi, homenaje que no se realizó debido al intempestivo viaje del Dr. Rivas a Roma, a donde —como ya se dijo— lo envió el Gobierno Nacional para representar a Colombia ante la Santa Sede. La Redacción de Thesaurus se solidariza con los sentimientos deamistad, gratitud y admiración expresados por el Dr. Luis Flórez y se complace en dar a conocer el texto de su discurso. Señor Doctor José Manuel Rivas Sacconi: No hubiera querido ser el portavoz de mis compañeros de trabajo en Yerbabuena para decir a Ud. unas palabras de despedida. No hubiera querido por varias razones, entre ellas el ser el

THESAURUS. Tomo XXXVII. Núm. 2 (1982). Luis Flórez,reseña a «Palabras de ...

T H . XXXVH, 1982

VARIA

443

más inexperto para hablar en público y el consiguiente temor de no acertar a decir en forma justa lo que muchas de las personas aquí presentes piensan y sienten respecto de su retiro de esta casa de cultura, lo cual contrista nuestro ánimo, tanto más cuanto que no hemos sido nosotros los causantes y, por consiguiente, no estaba ennuestras manos impedirlo. Pero, en fin, a pesar de mis grandes limitaciones, aquí me tiene Ud. tratando de manifestarle, en torpes pero breves y sinceras palabras, que de ninguna manera quisiéramos que se fuera. Su retiro del Instituto implica que Ud. como Director y como amigo personal realmente nos va a hacer mucha falta. El Instituto Caro y Cuervo tal como hoy existe es prácticamente creaciónsuya. Bien es verdad que numerosas personas han ayudado —cual más, cual menos —a darle forma y vida palpitante a esta empresa cultural que representa ya 40 años de dedicación, de desvelos, de muchas horas extras de no pensar y actuar más que en beneficio del Instituto; pero Ud. ha sido el motor que ha mantenido en marcha la entidad y que ha señalado, orientado y en buena parte organizado elquehacer de todos. Ud. ha sido quien con su inteligencia, su gran capacidad de trabajo, su energía, su don de mando, su don de gentes, su talento organizador y sus valimientos en las altas esferas del Gobierno ha conseguido promover e impulsar con éxito una amplia serie de actividades, y contribuido eficazmente a proyectar la influencia del Instituto dentro y fuera de las fronteras patrias. Ud. nos hahecho trabajar intensamente, pero esto ha redundado en provecho del Instituto y del país, así como en éxito profesional para algunos de nosotros. Yo, por ejemplo, me siento personalmente realizado con los trabajos que el Instituto Caro y Cuervo me ha dado la oportunidad de llevar a cabo —sobre todo el Atlas lingüístico-etnográfico de Colombia— y por ello debo a Ud. imperecedero reconocimiento. Decíahace un instante, Dr. Rivas Sacconi, que el Instituto Caro y Cuervo tal como es y funciona hoy es en alto grado obra de su iniciativa y de su acción: desde la adquisición de los terrenos de Yerbabuena (en el municipio de Chía) y la construcción de los edificios que en este bello rincón de la Sabana de Bogotá albergan a la mayoría de quienes trabajamos en memoria de Caro y de Cuervo, no para una...
tracking img