El cambio de martín fierro entre la ida y la vuelta

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 5 (1010 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 7 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
El Cambio de Martín Fierro Entre La Ida y La Vuelta

La obra Martín Fierro de José Hernández tiene dos partes, mejor dicho, es un poema que se prolonga en un segundo. La popularidad que alcanza la primera parte la que impulsa al publicarse una continuación. El Gaucho Martín Fierro, o La Ida, apareció a fines de 1872 y La Vuelta de Martín Fierro, febrero de 1879. La miseria y el sufrimiento delFierro constituyen el eje del poema y ambas partes comparten un tema principal: protesta contra la discriminación del mundo gauchesco y la ignotancia de que era la porción de Argentina que el país todavía no había valorado como propia.
Sin embargo, a causa de los cambios de circutancias personales y históricas, se notan diferencias marcadas entre la Ida “revolucionaria” y la Vuelta “reformista”,concentradas en los actos y pensamientos del protagonista, Martín Fierro.

A. Valoración sobre los indios
En el poema, se presenta la visión de los indios a través de la voz de Fierro: en general ellos son salvajes, primitivas, crueles y incorporables a la civilización, mientras que los gauchos consisten en la última línea defensiva de ésta.
Sin embargo, aunque en la primera parte se haexpresado este punto de vista en algunos versos, por ejemplo,¨naides le pida perdones/al indio: pues donde dentra/roba y mata cuanto encuentra/y quema las poblaciones¨(MF, I, 475-480), el desprecio a los indios es mucho más crudo y obvio en la segunda. Por un lado, la descripción es más larga y detallada. Ocupan tres capítulos en la Vuelta el relato de las costumbres indias, muchas de ellasbárbaras y animalizadas, singularmente las de los hombres que maltratan a sus mujeres cuales aparecen como sufridas y abnegadas:¨(la mujer)es piadosa y diligente/y sufrida en los trabajos...mas los indios inorantes la tratan al estropajo¨(MF, II,709-714),¨es para él como juguete/escupir un crucifijo/pienso que Dios los maldijo y ansina el ñudo desato/el indio, el cerdo y el gato, redaman sangre delhijo¨(MF, II,733-738). Por el otro, en comparación con La Ida, que contiene unas valoraciones neutras sobre los indios, como¨ el indio es una hormiga/que día y noche esta despierto¨,¨el indio es como tortuga/de duro para espichar¨(MF I,497-498,505-506), en la continuación se manifiesta un extremo rechazo y desagrado a ellos: ¨y son ¡Por Cristo Bendito!/lo más desasiaos del mundo/esos indios vagabundos/con repunancia me acuerdo¨(MF, II,595-598).

B. Actitud frente a los morenos
En la primera parte de la obra Martín Fierro trata al Moreno como retobado, malo y lo discrimina por ser negro. "A los blancos hizo Dios/a los mulatos San Pedro/a los negros hizo el diablo/para tizón del infierno"(MF, I,1167-1170)
En cambio en la segunda parte, Fierro ya no lo discrimina, dice que ante Dios somostodos iguales y trata al negro como una persona sabia, buena y que posee muchos conocimientos. También habla del negro y del blanco en igualdad de condiciones:"Dios hizo al blanco y al negro/sin declarar los mejores/les mandó iguales dolores/bajo de una mesma cruz/mas también hizo la luz/pa distinguir los colores"(MF, II,4085-4090)

C. Actitud frente a la civilización europeizante

Podemosconsiderar todo el texto de la Ida una denuncia de los abusos que el Estado comete con los trabajadores rurales, al enviarlos al ¨infierno¨ de la frontera. De allí Fierro se escapa y se convierte en un desertor, pendenciero y asesino, que no encuentra su lugar en la sociedad, tanto que finalmente huye de ella para vivir entre los indios.
No obstante, en la Vuelta, en cambio, dice: “infierno porinfierno / prefiero el de la frontera” (MF, II, 1549-1550), que vuelve con la cabeza gacha “a ver si puedo vivir / y me dejan trabajar” (MF, II, 137-138) y que ya no se enfrenta a la partida policial, sino que le aconseja a sus hijos “El que obedeciendo vive / nunca tiene suerte blanda […] Obedezca el que obedece / y será bueno el que manda” (MF, II, 4715-4720). Un gaucho que busca integrarse en...
tracking img