El sindrome mr. burns

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 13 (3221 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Los malos jefes transforman el clima de la organización de manera negativa y esto se refleja en los resultados

El síndrome Mr. Burns
C
ada vez que su jefe traspasaba la puerta de la oficina, los nervios de Laura P. se crispaban y una rara electricidad sacudía su estómago por un segundo. Durante dejar la empresa. Quince días antes de que terminase el mes, se lo comunicó a su jefe. Él leaseguró que nunca había contado con una recepcionista tan eficiente como ella y que la extrañarían. Nunca más, durante las dos semanas que quedaban hasta fin de mes, volvió a dirigirle la palabra ni a saludarla siquiera. Y reunió a su personal para señalar que conductas “poco leales” como la de Laura no eran lo que la organización esperaba. Aunque ya diversos estudios demostraron que las personas noabandonan compañías sino malos jefes y que trabajar en un clima laboral armonioso y estimulante es condición vital para que el trabajo salga bien, todavía hay –y seguramente seguirá habiendo– superiores caracterizados por el mal trato y la poca estima de sus colaboradores. La consultora Janet Sprohnle, directora de la firma chilena People & Partners, asegura que es imposible desenvolverse bien en eltrabajo si existe tensión o problemas con el jefe. “Por lo tanto, mi consejo más práctico es solucionar el tema lo más rápido posible o buscarse un nuevo trabajo”, agrega. Los continuos abusos de autoridad terminaron pesando más que la necesidad de tener un empleo estable y Laura decidió Pero muchas personas no pueden cambiar de trabajo y deben seguir soportando a un jefe difícil. Cansadas, conmuy el día, Laura, que trabajaba como recepcionista de una compañía local mediana, fabricante de zapatillas, sentía que su alma abandonaba su cuerpo cuando la luz roja de la central telefónica indicaba que su jefe estaba al otro lado de la línea. Ella no era una persona particularmente nerviosa, pero su carácter se había tornado inestable y poco seguro desde que había ingresado en esa compañía. Eldueño y jefe directo de Laura era una persona impredecible. Podía gritar tan fuerte como inesperadamente y dos horas después llamar a sus empleados para invitarlos a pasar un fin de semana en su casa de campo, convocatoria que ninguno se animaba a rechazar. Prefería contratar mujeres en lugar de hombres (los rumores explicaban que él creía que las mujeres reaccionan de manera más pasiva ante losatropellos) y acostumbraba a repetir que el mercado laboral rebasa de personas que buscan trabajo.

24

Liderazgo

Se trata de personas nerviosas, malhumoradas, irritables, críticas en exceso, que menosprecian el trabajo ajeno, buscan sacar crédito por la labor de sus subordinados y hasta disfrutan al ejercer la crueldad. En esta nota, algunos consejos prácticos para tratar con gentedifícil.
baja autoestima, y hasta en permanente estado de pánico, su vida personal y laboral se ve afectada por depender de personas iracundas, despreciativas, fastidiosas, enojosas, desagradables, hoscas, mordaces, de mal genio, inflexibles, inescrupulosas, intolerantes, groseras, irrespetuosas y críticas sin sentido. Los jefes malos son fáciles de reconocer. Para hacerlo hay que empezar por prestarespecial atención a esos departamentos en los que hay excesiva rotación, la capacitación es escasamente demandada y ofrecida y cuyos empleados son poco conocidos por otros miembros de la empresa. Si abundan, dañan En su libro The Sociopath Next Door, Martha Stout, psicóloga e instructora clínica en el departamento de psiquiatría de la Harvard Medical School, dice que el cuatro por ciento de losnorteamericanos es sociópata, es decir, que no tiene conciencia ni habilidad para sentir vergüenza, culpa o remordimiento. “Es probable que esta estadística aumente a medida que se suba más en la escalera del éxito. La mayoría de los sociópatas en los negocios no son violentos físicamente y no se ven como Charles Manson. Se ven como nosotros”, dice.

25

Gini Graham abordó el tema en A Survival...
tracking img