Historia de los banquetes

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2727 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 3 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
LOS BANQUETES EN LA EDAD MEDIA
La alimentación de la mesa cotidiana del pueblo en la Edad Media en general fue pobre. La comida de la mayoría se reducía a pan de centeno, salchichón y productos de la tierra que ellos cultivaban, poros, cebollas y pepinos. Nunca comían piezas de caza, y rarísima vez podían comer fruta; entre su dieta figuraban los hongos –que podían encontrar en abundancia-,hierbas distintas y miel para endulzar. Solamente en los conventos la variedad de alimentos era mayor.
En algunas temporadas, sin embargo, esta situación de los pobres mejoró; tal es el caso de Francia, en el siglo XIII, durante el gobierno de San Luis IX. Otro hecho que influyó notablemente en la dieta de los europeos fue la disminución de población en el siglo XIV por la peste negra, lo quepermitió que el nivel económico de la población creciera; los dueños de los campos se vieron obligados a pagar más a los trabajadores con tal de tener quién les ayudara.
Los grandes señores, en cambio, comían abundantemente, pero sin tratados culinarios ni gran refinamiento; aunque sí se van teniendo lentamente algunos adelantos a este respecto, que son las primeras bases para el cambio que se dará apartir del Renacimiento.
Por lo general, en los grandes banquetes de la Europa medieval se preparaban piezas de gran ostentación, pero de poca calidad. Tal es el caso del pavo real, introducido por Carlomagno, que gustaban de volver a revestir con sus plumas después de cocinado; o bien el cisne, la cigüeña o la grulla. También era muy apreciada la carne del asno joven que asaban al espetón yrellenaban después con pajarillos vivos; la leche de burra era considerada muy buena y curativa.
Las carnes de buey y cordero no eran tan apreciadas en las mesas aristocráticas; la caza y pesca sí figuraban, sobre todo en los lugares donde había bosques y ríos. Ya hacia la mitad del siglo XIII, el ganado se dividía en “mayor” (bovino y equino” y “menor” (cabras y ovejas) y en una categoría aparte, loscerdos, por su extraordinaria importancia.
Las mesas en los banquetes se disponían en salones amplios y con manteles más o menos ricos, dependiendo de la ocasión y de los comensales. Los invitados eran divididos por categorías. Así, los invitados de honor eran acomodados en una bonita mesa, cubierta por un mantel más fino, sobre una tarima que los situaba por encima de los demás. En ciertoslugares, cuando una persona no tenía la suficiente categoría para estar en la mesa principal, pero tenía más categoría que sus compañeros de mesa, la distinción se hacía por el salero, pieza grande colocada al centro de la mesa; éstos se colocaban a los lados del salero.
Frente a cada comensal había una hogaza de pan blanco donde colocaban la carne, ya que los platos se empezaron a generalizar hasta elsiglo XIV. La carne se cortaba de la fuente con su propio cuchillo y se despedazaba y comía con los dedos.
No había servilletas ni tenedores –éstos se empezaron a aceptar en Europa hasta el siglo XVIII- y por lo mismo, se llevaban aguamaniles al final, para poder lavarse las manos. También se usaba llevar perros que se acostaban bajo la mesa para recoger los huesos o sobrantes que los comensalestiraban al suelo. Las tazas, cucharas o cuchillos eran de muy diferente valor; en ocasiones los comensales compartían la misma copa, por lo que se escogían parejas de esposos o de enamorados para que estuvieran juntos.
En los banquetes de la Edad Medial, al igual que en épocas posteriores, el arte de trinchar la pieza principal correspondía a los nobles caballeros. La leyenda cuenta queLanzarote del Lago, por ejemplo, elogia la forma en que el rey Arturo trinchó un pavo real para cincuenta caballeros de la Mesa Redonda.
Se usaba también en los festines la ceremonia del voto sobre el ave preparada: faisán, pavo real, cisne, etc. Cuando los caballeros se comprometían a realizar una heroica hazaña, hacían un voto sobre un ave considerada como noble. Generalmente una dama distinguida...
tracking img