Hola

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2825 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 15 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Me dicen que este año más de 1000 mujeres serán madres de niños con capacidades especiales
Me he preguntado cómo son escogidas estas mamás, y como respuesta he imaginado a Dios mirando, desde el Cielo, la tierra.
 
Conforme el Señor observa a las mamás, da instrucciones a un ángel, su secretario, quien anota en una gran libreta lo que su jefe le dicta:
-"González Pedro: su santo patrono serásanta Cecilia. Sánchez Carmen y Lupe, gemelas, su santo patrono... ponles a San Gerardo..., al fin y al cabo él está acostumbrado a lo profano". Así, va dictando sus instrucciones al ángel, quien con todo cuidado las apunta.
Cuando mira a una mujer con cualidades especiales, sonríe y le ordena a su secretario: -"Dale a ella un hijo con capacidades especiales".
 
El ángel, curioso pregunta:-"¿por qué a ella Señor..., si se ve tan feliz?".
 
Dios responde: -"Así es..., más no podría darle un hijo con problemas a una mamá que no supiera reír".
 
-"Pero... ¿tendrá paciencia, Señor?", -pregunta el ángel.
 
-"Yo no quiero que ella tenga paciencia porque se hundiría en un océano de autocompasión y desolación", respondió Dios, quien siguió diciendo: -"Una vez que el impacto haya pasado yel resentimiento se hubiera borrado de ella, sabrá manejarlo, ya la observé hoy, es segura e independiente, como se necesita en una madre especial. Como verás, el niño que voy a darle tiene su propio mundo y ella tiene que permanecer en el suyo... no va a ser fácil, lo sé".
 
El ángel replicó: -"Pero, Señor, yo no creo que, siquiera, ella siga creyendo en tí después de esto".
 
Dios sonrío:-"No importa... esto lo arreglaré. Ella es la mujer adecuada..., tiene suficiente entereza". "Además", -ofreció Dios-, -"es una mujer a quien bendeciré toda su vida. Ella no se dará cuenta, pero será envidiada. Sabrá valorar cualquier palabra que salga de la boca de su hijo. Nunca considerará los avances de él como cosa ordinaria. Cuando su hijo diga "Mamá" por primera vez, será testigo de su granesfuerzo y lo amará más; cuando él le describa un árbol o una puesta de sol, los verá como poca gente ve mis creaciones. Yo le permitiré ver claramente las cosas como yo las veo. Nunca estará sola. Yo estaré a su lado cada minuto, cada día de su vida, porque estará haciendo mi trabajo con el mismo amor con el que yo lo haría".
 
-"Y, ¿como reaccionará el papá del niño señor?".
 
-"El le darátodo su apoyo a su hijo y a su madre, porque será un papá muy especial".
 
Finalmente, el ángel preguntó:
 
"¿Quién será el santo patrono del niño?"
 
-"Bastará con que se mire a un espejo, ahí mismo lo encontrará".

Es grande la discusión sobre los “motes” o manera de referirnos a los hijos que nacen con alguna discapacidad: hijos “discapacitados”, “diferentes”, “con capacidadesespeciales”, “con capacidades diferentes”, niños “especiales”, niños “con discapacidad”, “minusválidos”, “deficientes”, “disminuidos”. El caso es que, quienes somos padres de niños que han nacido con alguna enfermedad congénita, sabemos lo difícil que es asumir el nacimiento del hijo con discapacidad y conocemos al dedillo el proceso de aceptación y reorganización de nuestras vidas familiares.
Ante la noticiade que nuestro bebé es portador de una enfermedad discapacitante nos vemos profundamente afectados. Desde el momento del nacimiento, experimentamos una mezcla de sensaciones confusas, no sólo por el diagnóstico, sino por los sentimientos intensos hacia el bebito y hacia nosotros mismos. Es lógico: imaginamos y esperamos durante el embarazo a una personita y nos topamos con otra, diferente a laque fantaseamos durante nueve meses. Allí comienza el duelo, cuya elaboración se complica, pues supone desvincularnos de aquel hijo ideal para acercarnos a la realidad del hijo con discapacidad. Este es un proceso largo pero necesario, el de “aceptar” al hijo.
Al estado de shock y angustia iniciales, le sigue un estado de enfado o tristeza. Recuerdo cuando a mi esposo y a mí nos dieron el...
tracking img