La clonación humana

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 31 (7694 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 1 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
- INTRODUCCION   
La actividad genética, y en particular en su faceta relacionada con lo humano, resulta un tema de sorprendente aridez, motivada en varios y muy diferentes factores. El primero y obvio, es la seria complejidad científica del tema, que resulta, en general, de muy difícil acceso al común de las personas. El otro factor que conspira contra la sencillez es el sinnúmero de posicionesideológicas existentes al respecto, todas ellas de fortísima carga moral. Resulta obvio, aun para el menos atento de los lectores, que no es habitual encontrar posiciones medianamente ecuánimes alrededor de este tema.
Es a partir de esto que surge la idea de realizar esta investigación acerca de la clonación en humanos. Pero no acerca de la clonación a secas, ni acerca del “bien” o “mal” quepueda haber detrás de ella.
El objeto del presente resulta ser muchísimo mas específico, y consiste en la búsqueda de cuál sería el lugar mas conveniente que el Estado debe ocupar alrededor de esta actividad y cuál es el tipo de regulación conveniente para ello.
Observamos, en general, dos posiciones antagónicas alrededor el tema.
Vemos por un lado a los impulsores de la clonación, quienes sepretenden fervientes libertarios, en general pertenecientes a grupos científicos o económicos, quienes defienden a capa y espada lo que consideran su coto particular, en el que el Estado y su represión no deben entrometerse. Esta actividad es meramente científica, dicen, y sus repercusiones económicas deben ser reguladas por el Mercado.
Por el otro, podemos ver a los nuevos inquisidores, quienesamparados por un  esencialismo que les permite mantener valores absolutos  que solo ellos, y quienes como ellos opinan, conocen, y protegiendo la naturaleza humana y de la sociedad toda, propugnan por la mas absoluta de las prohibiciones al respecto.
Es aquí donde surge la necesidad de ecuanimidad en el análisis. La necesidad de abandonar, al menos un poco, las pasiones, y así pensar seriamente cuáles el rol que el Estado debe asumir ante esta ya no tan novedosa actividad.
Es por ello que me propongo dar razones acerca de la conveniencia de abandonar los simplismos vistos y propugnar por un Estado que intervenga seriamente en la actividad, de manera ajena a la disputa “permisión – prohibición”, regulando y controlando, mediante la acción conjunta de sus “poderes”, todos los pequeñosaspectos que hacen a la actividad.
Es a partir de estas ideas y objetivos, y utilizando como herramienta de base el modelo ético principialista propugnado por Beauchamp y Childress[1], que se estructurará el presente trabajo, contando para ello con la siguiente modalidad expositiva.
Estructuraré una primera parte, con una explicación somera de los conceptos científicos acerca de la actividad genéticaen humanos, en particular la clonación,   para buscar a través de la claridad lingüística, zanjar, en tanto sea posible, los problemas producidos por las falencias en este campo. Esto encuentra fundamento en el convencimiento personal de que gran parte de las posiciones criticables a las que me referí previamente se encuentran motivadas o encuentran resguardo, no en fundamentos sólidos, sino en lafalta de conocimiento del objeto de estudio,
A posteriori, estructurare dos grandes temas a tratar, que son los problemas científicos y los dilemas éticos que esta actividad puede acarrear, para a través de la utilización del modelo principialista, poder analizar en que casos existiría alguna clase de situación dilemática que justifique la intervención del Estado, y así exponer cuál debería serel carácter de tal intervención.
Utilizaré, como ya dije, a manera de modelo de análisis, un sistema de ética principialista basado en cuatro principios base, la no maleficencia, la autonomía, la justicia y la beneficencia. Esto no por el convencimiento de que estos principios constituyan valores absolutos de ninguna clase, ni siguiera principios prima facie, en tanto, citando al Dr. Guibourg,...
tracking img