Las costumbres de marruecos

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (467 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 14 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Una de las costumbres más características de Marruecos es tomar té. Toman té a todas horas. Lo sirven para recibir a los invitados cuando llegan a casa, o a los clientes si se trata de una tienda.También se usa para calmar la sed (a 35ºC de temperatura beben té ardiendo). Normalmente se sirve té verde con ramas de menta y bien azucarado, en unos vasitos pequeños con el borde lacado. La manera deservirlo tiene su técnica: hay que verterlo desde arriba, con el brazo en alto, de forma que el té choque en el fondo del vaso y forme un pequeño 'turbante' de espuma. Lo correcto, para resultareducado, es beberse por lo menos dos vasos.
las mujeres marroquíes les gusta decorar su cuerpo con henna, un pigmento natural de color rojizo (a veces es muy oscuro, casi negro). Lo hacen cuando secelebra algún acontecimiento, o por simple decoración. En la plaza mayor de Marrakech, Djemma el-Fna, las mujeres abordan a las turistas occidentales y se ofrecen a pintarles las manos con esos garabatosenrevesados por un módico precio.
egatear es una de las más arraigadas costumbres de la cultura marroquí. Nada tiene un precio fijo, y habitualmente se puede conseguir el artículo que se quiere por un60% menos de lo que propone el vendedor en un primer momento. El regateo constituye todo un ritual; es un acto social muy extendido y llega a tal punto que si el turista no entra en el juego y aceptael primer precio que le dice el comerciante, éste se enfada. Lo correcto es regatear ofreciendo un precio bastante más bajo que el propuesto, pero sin pasarse, porque el comerciante puede sentirseofendido si no se valora el producto que intenta vender.
a hospitalidad es el principal rasgo que el turista percibe de los nativos al llegar a Marruecos. Los marroquíes demuestran una grangenerosidad: tras cruzar unas pocas palabras, son capaces de invitarle a cenar o a dormir a su casa o, como mínimo, convidarle a un té. Para un marroquí, un invitado es un regalo de Alá.
n cuanto a las...
tracking img