Leyendas mexicanas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1961 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 12 de diciembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
La leyenda del sol y la luna infiel.
Los mayas tenían como deidad del sol a Kinich Ahua, quien se decía era tal caprichosa que a veces quemaba los sembradíos. Era identificado por sus ojos cuadrados, de pupilas retorcidas hacia dentro y dentadura alineada en forma de T y la parte delantera de los labios igual a la de un pez-gato. Llevaba en la frente el signo kin, con el cual advertía quehabría modificado en la noches cuando la divinidad descendiera al submundo.

Cuenta la leyenda que la diosa de la luna era Ixchel, a la que se consideraba esposa del dios sol; sin embargo ella, le era infiel, pues cierto día escapo con el rey d los buitres.
Al enterarse de ello el rey sol se disfrazo con una piel de venado, y luego, se tiro al suelo como si estuviera muerto. Pues antes envió aun mosquito al mundo de los buitres, que le indicaría donde podrían darse un gran festín.

Cuando el primer buitre apareció, el ave carroñera intento devorar al dios sol, pero este le atrapo por el cuello, y después lo forzó a que lo guiara hasta el castillo de su rey. Ahí pudo encontrar a su esposa, a quien aprisiono entre sus brazos y la llevo de regreso a los cielos, no sin antes devorar consu luz al rey buitre.

Los mayas aun creen en esa leyenda, ya que si sus cosechas son quemadas por el fuerta sol , atribuyen este acontecimiento a la luna infiel, quien, aseguran, escapo con un nuevo pretendiente, despertando la ira del dios sol.

La cruz de los mayas.

En el mundo maya: cuando los españoles recorrieron Yucatán, se sorprendieron al descubrir que ahí había cruces. Llamo suatención una de estas hechas de piedras y tenía la altura de diez palmos. Esta ocupado todo el centro de un patio. Se hallaba próxima a un templo muy llamativo. No tardaron en comprobar que era visitada por un gran grupo de indígenas.

Este templo estaba adornado por un símbolo correspondiente al maíz, planta sagrada para los mayas. Se podía contemplar en la coronilla de una extraña mascara querepresentaba al dios de la tierra. En la zona alta se elevaba el quetzal, el ave divina de “los maestros de las estrellas.”

Aparecían las figuras de dos sacerdotes ofreciendo sacrifico a los dioses a los dioses. Este monumento se halla en la isla de Cozumel, próxima a la tierra firme de Yucatán. Se atribuía al dios del agua o de la lluvia. Al ser interrogados los nativos sobre donde o aquien habían oído hablar de este signo, contestaron que a un hombre muy alto, hermoso y de piel blanca, que había corrido el territorio hacía muchos años.

Este hombre había dejado la cruz para que no lo olvidaran. Los viejos de la aldea explicaron: “Esa cruz es adorada por nuestro pueblo porque en ella perdió la vida un hombre lleno de luz mas resplandeciente que el sol.”

Esta historia podríademostrar las teorías acerca de que llegaron a tierras mexicanas misioneros cristianos mucho antes de que Cristóbal colon descubriera el continente. Nadie mejor que ellos para señalar la adoración a la cruz y hablar de Jesucristo.

Por otra parte, la religión maya presentaba importantes similitudes con la cristiana, por lo que la cruz no es un símbolo exclusivamente cristiano, pues fu utilizadapor antiguas civilizaciones muchos siglos antes de la muerte de Jesús

La morada.

En la actualidad existen centenares de cuevas en todo el territorio que ocuparon los antiguos mayas. Algunas tienen muy poca profundidad, mientras que otras resultan tan extensas que son túneles o caminos subterráneos realizados por misteriosos motivos. Ninguna de estas cuevas deja de contar con su propialeyenda, siempre referente a los extraños personajes que las habitaron en tiempos remotos.
En varias de estas cuevas se ven luces en ciertas noches del año, que parecen descolgarse del techo, al mismo tiempo que se escuchan unos sonidos tenebrosos como lamentos surgidos de las entrañas de la tierra. Se dice que son las amenazas que profieren los defensores de unos tesoros ocultos.
En una de estas...
tracking img