Literatura de la angustia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 48 (11763 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 4 de octubre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Literatura de la angustia
«La condición del hombre consiste en estar aquí», afirma Heidegger, al referirse a Esperando a Godot. Para Jean-Paul Sartre, «el hombre no es otra cosa que lo que él se hace». Al estar aquí y al propio proyecto humano se unen, en la literatura de los últimos veinticinco años, el problema de la libertad, el fundamento ético de la existencia, el sufrimiento y laangustia de nuestro tiempo.
El hombre de la posguerra está ligado en una forma muy especial a su época. Ante él se abre un universo inabarcable por su amplitud científica y por su misma naturaleza: el radar, las velocidades supersónicas, la potente fuerza atómica. De las observaciones del biólogo Rosenblueth y del matemático Wiener nace, en 1942, la «ciencia de los sistemas autogobernados»; yla cibernética, con su prodigioso automatismo, invade una serie de campos de la investigación. Pero, al mismo tiempo, la humanidad se enfrenta con el vacío, se defiende del asedio de los «monstruos»; sufre las consecuencias de dramáticos conflictos; bordea las situaciones límite; entra en la «noche de la angustia».
La última guerra influye en la crisis de la conciencia europea, agota lavoluntad de acción, merma las reservas espirituales. Aldous Huxley habla, en una ocasión, de la angustia sin forma ni leyes, generada por la segunda gran guerra. Arthur Koestler alude al «vértigo explosivo». El clima psicológico creado por la ocupación, por la derrota, por las deportaciones, por las demoníacas «experiencias» de los campos de concentración, favorece la filosofía de la angustia.
La«filosofía de la angustia» tiene una larga tradición; se entronca con la proyección sentimental de algunos escritores en el libro de Robert Burton The Anatomy of Melancholy(375). La angustia, «imposibilidad de elección», «sentimiento de impotencia», entra en la corriente [338] existencialista sistematizada por Soren Kierkegaard; se adensa en el pensamiento de Heidegger, Gabriel Marcel y Sartre;se refleja en el surrealismo de André Breton, en los ensayos poéticos de Robert Desnos, en el «clímax» obsesivo de Kafka; en la desesperación de Drieu la Rochelle; en el mundo subyacente de Faulkner; en el drama de los protagonistas de Unamuno; en los hombres asediados de Samuel Beckett, en la novela existencialista...
La angustia era para Freud el resultado de una frustración sexual; Sartredesarrolla la angustia de existir en La nausée; ve en la angustia fundamental la misma realidad humana: «Nosotros somos angustia»(376). En cambio, el novelista ruso Ilya Ehrenburg afirma rotundamente: «La angustia es un vicio burgués. Nosotros reconstruimos».
La angustia se imbrica también con la dimensión de la muerte. La muerte es para Marcel un sentimiento profundo. En cambio, para elfilósofo racionalista León Brunschwieg es un mero accidente. Mientras, Heidegger afirma que el hombre es «un ser para la muerte», «Sein zum Tode».

El existencialismo
En la década 1940-1950 se consolidan numerosos escritores, se crean nuevas formas, se conciben personajes medio lúcidos, medio en sombras. Para Gaëtan Picon(377), se trata, sin embargo, de un período de inflación, «de grandeconfusion des valeurs. On écrit, on publie beaucoup...; on accorde du talent à trop de talents».
Contamos, sin embargo, con una aportación excepcional: el existencialismo, El existencialismo, filosofía de la existencia personal del hombre, se interesa por el sujeto concreto y existente, por la dignidad de la persona, por el misterio de la interioridad, por el mundo de la conciencia y de la reflexiónsubjetiva; es un esfuerzo para extraer todas las consecuencias de una pasión coherente; se desinteresa, en cambio, de las cosas externas; se opone a la objetividad de la razón, a los sistemas cerrados...
Tiene la moderna dirección filosófica existencialista un lejano precedente en el danés Sören Kierkegaard (1813-1855), y elabora sus distintas direcciones en Alemania y Francia. Karl...
tracking img