Literatura infantil

Páginas: 6 (1426 palabras) Publicado: 24 de marzo de 2011
Eduardo Galeano: “Las venas abiertas de América Latina”, España, Siglo XXI, 6ta.ed., 2008. Primera Parte: La pobreza del hombre como resultado de la riqueza de la tierra. FIEBRE DEL ORO, FIEBRE DE LA PLATA El signo de la cruz en las empuñaduras de las espadas. América no sólo carecía de nombre. Los noruegos no sabían que la habían encontrado hacía largo tiempo, y el propio Colón murió, convencidode que había llegado al Asia por la espalda. En 1492, cuando la bota española se clavó por primera vez en las arenas de las Bahamas, el Almirante creyó que estas islas eran una avanzada de Japón. Colón llevaba consigo un ejemplar del libro de Marco Polo. Los habitantes de Cipango, decía Marco Polo, “poseen oro en enorme abundancia y las minas donde lo encuentran no se agotan jamás...”. Lapimienta, el jengibre, el clavo de olor, la nuez moscada y la canela eran tan codiciados como la sal para conservar la carne en el invierno sin que se pudriera ni perdiera sabor. Los reyes católicos de España decidieron financiar la aventura del acceso directo a las fuentes para liberarse de la onerosa cadena de intermediarios y revendedores que acaparaban el comercio de las especias y las plantastropicales, las muselinas y las armas blancas que venían de las misteriosas regiones del oriente. El afán de metales preciosos, medio de pago para el tráfico comercial, impulsó también la travesía de los mares. España vivía el tiempo de la reconquista. 1492 no fue sólo el año del descubrimiento de América. Fue también el año de la recuperación de Granada, último reducto de la religión musulmana en sueloespañol. La guerra de la reconquista había agotado el tesoro real. Pero ésta era una guerra santa, la guerra cristiana contra el Islam, y no es casual, además, que ese mismo año, ciento cincuenta mil judíos declarados fueran expulsados del país. España adquiría realidad como nación alzando espadas cuyas empuñaduras dibujaban el signo de la cruz. La Iglesia no se hizo rogar para dar caráctersagrado a la conquista de las tierras incógnitas del otro lado del mar. El Papa Alejandro VI, que era valenciano, convirtió a la reina Isabel en dueña y señora del Nuevo Mundo. La ampliación del reino de Castilla ampliaba el reino de Dios sobre la tierra. Tres años después del descubrimiento, Cristóbal Colón dirigió en persona la campaña militar contra los indígenas de la Dominicana. Un puñado decaballeros, doscientos infantes y unos cuantos perros especialmente adiestrados para el ataque diezmaron a los indios. Más de quinientos, enviados a España, fueron vendidos como esclavos en Sevilla y murieron miserablemente. Colón quedó deslumbrado por la colorida transparencia del Caribe y la gente “harto mansa” que allí habitaba. Regaló a los indígenas “unos bonetes colorados y unas cuentas de vidrioque se ponían al pescuezo, y otras cosas muchas de poco valor con que hubieron

mucho placer y quedaron tanto nuestro que era maravilla”. En su tercer viaje, Colón seguía creyendo que andaba por el mar de la China cuando entró en las costas de Venezuela; ello no le impidió informar que desde allí se extendía una tierra infinita que subía hacia el Paraíso Terrenal. Una sola bolsa de pimientavalía, en el medioevo, más que la vida de un hombre, pero el oro y la plata eran las llaves del capitalismo. La epopeya de los españoles y portugueses en América combinó la propagación de la fe cristiana con la usurpación y el saqueo de las riquezas nativas. El poder europeo se extendía para abrazar al mundo. Las tierras vírgenes, densas de selvas y de peligros, encendían la codicia de loscapitanes. Caballeros y soldados. El propio Cortés había hipotecado todos sus bienes personales para equipar la expedición a México. Salvo contadas excepciones, como fue el caso de Colón o Magallanes, las aventuras no eran costeadas por el Estado, sino por los conquistadores mismos, o por los mercaderes y banqueros que los financiaban. Nació el mito de Eldorado, el monarca bañado en oro que los indígenas...
Leer documento completo

Regístrate para leer el documento completo.

Estos documentos también te pueden resultar útiles

  • Literatura infantil
  • que es la literatura infantil
  • literatura infantil
  • literatura infantil
  • literatura infantil
  • Literatura Infantil
  • La literatura infantil
  • Literatura infantil

Conviértase en miembro formal de Buenas Tareas

INSCRÍBETE - ES GRATIS