Mexico barbaro

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 322 (80365 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 6 de diciembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
México Insurgente
John Reed

Introducción En la frontera, de John Reed. Primera parte La guerra en el desierto. Capítulo El territorio de Urbina. Capítulo El león de Durango en casa. Capítulo El general marcha a la guerra. Capítulo La tropa en el arroyo. Capítulo Noches blancas en La Zarca. Capítulo ¿Quién vive? Capítulo Un puesto de avanzada en la Revolución. Capítulo Los cinco mosqueteros.Capítulo La última noche. Capítulo Llegan los colorados. Capítulo La huída del mister. Capítulo Isabel. I II III IV V VI VII VIII IX X XI XII

Segunda parte Francisco Villa. Capítulo Villa acepta una medalla. I

Capítulo El ascenso de un bandido. Capítulo Un peón en política. Capítulo El lado humano. Capítulo Los funerales de Abraham González. Capítulo Villa y carranza. Capítulo Las leyes dela guerra. Capítulo El sueño de Pancho Villa.

II III IV V VI VII VIII

Tercera parte Jiménez y puntos al Oeste. Capítulo El hotel de doña Luisa. Capítulo Duelo en la madrugada. Capítulo El reloj salvador. Capítulo Símbolos de México. I II III IV

Cuarta parte Un pueblo en armas. Capítulo ¡A Torreón! Capítulo El ejército en Yermo. I II

Capítulo La primera sangre. Capítulo En el carro delcañón El Niño. Capítulo A las puertas de Gómez Palacio. Capítulo Aparecen otra vez los compañeros. Capítulo Amanecer sangriento. Capítulo Llega la arillería. Capítulo La batalla. Capítulo Entre combates. Capítulo Un puesto de avanzada en acción. Capítulo El asalto de los hombres de Contreras. Capítulo Un ataque nocturno. Capítulo La caída de Gómez Placio.

III IV V VI VII VIII IX X XI XII XIIIXIV

Quinta parte Carranza - una estampa. Capítulo Carranza - una impresión. I

Sexta parte Noches mexicanas.

Capítulo El Cosmopilita. Capítulo Valle Alegre. Capítulo Los pastores.

I II III

INTRODUCCIÓN En la frontera Después de dejar Chihuahua, el ejército federal de Mercado permaneció tres meses en Ojinaga, a orillas del Río Grande, luego de su dramática y terrible retirada através de seiscientos cuarenta kilómetros de desierto. Desde el lado norteamericano del río, en Presidio, si uno se trepaba al techo de lodo aplanado de la oficina de correos, se alcanzaban a ver más o menos dos kilómetros de pequeños matorrales que crecían en la arena, a la orilla del amarillento arroyuelo que era poco profundo, y aún más allá hasta la pequeña meseta, donde se localizaba el pueblo, queapenas sobresalía en medio del abrasante desierto circundado por abruptas y áridas montañas. Asimismo, podía uno distinguir las casas de Ojinaga, pardas y cuadradas, y algunas cúpulas orientales de viejas iglesias españolas. Era una tierra yerma, sin árboles. Cualquiera esperaba ver minaretes. En el día, los soldados federales vestidos con sus andrajosos uniformes blancos pululaban por el lugarcavando trincheras sin ningún plan, pues se decía que Villa y su victorioso ejército constitucionalista se acercaba. Brillaban súbitos destellos al reflejarse el sol en los fusiles, y extrañas y densas nubes de humo se elevaban al cielo. En el atardecer, cuando el sol se metía lanzando una llamarada como la de un homo, pasaban patrullas a caballo rumbo a los puestos nocturnos de avanzada,recortando sus siluetas en el horizonte. Y al anochecer ardían misteriosas hogueras en el pueblo. Eran tres mil quinientos soldados que acampaban en Ojinaga. Lo que quedaba de un ejército de diez mil dirigido por Mercado, y de otros cinco mil que Pascual Orozco había llevado desde la ciudad de México para reforzar el Norte. De estos tres mil quinientos hombres, cuarenta y cinco eran comandantes; veintiuno,coroneles y once, generales. Mi intención era entrevistar al general Mercado; pero como un periódico había publicado algunas cosas ofensivas contra el general Salazar, éste había prohibido que los periodistas entraran al pueblo. Por esto envié una petición respetuosa al general Mercado, pero el general Orozco la interceptó y me mandó la respuesta siguiente: Estimado y honorable señor: Si tiene...
tracking img