Resumen veritatis splendor capítulo i

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1461 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 2 de enero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
[pic]

Resumen del capítulo I

VERITATIS SPLENDOR

[pic]

SOBRE ALGUNAS CUESTIONES FUNDAMENTALES DE LA ENSEÑANZA MORAL DE LA
IGLESIA.

Nombre: Jorge Godoy Lagos
Profesora: Pamela Pedreros Silva

Maestro, ¿Que he de hacer de bueno…?

Cristo y la respuesta a la pregunta moral.

Para Cristo unosolo es bueno, pero solo si guardamos los mandamientos y para el, el ser perfecto, se debe uno deshacer de sus pertenencias materiales con un objetivo beneficioso, como dándoselo al necesitado y así tendrá su recompensa en los cielos, a veces uno inconcientemente se acerca a Cristo siguiendo una vida moral. La pregunta de ¿Que he de hacer de bueno?, es en ultima instancia un llamamiento al bienabsoluto que nos atrae y nos llama hacia sí. Es eco de la llamada de Dios, debemos poner en práctica y perfeccionarnos cada día más en una vida moral, ya que es la única respuesta que satisface plenamente el anhelo del corazón humano. Para todo esto Dios ha querido su Iglesia.

Maestro, ¿Que he de hacer de bueno para conseguir la vida eterna?

Un interlocutor de Jesús intuye que hay una conexiónentre el bien moral y el pleno cumplimiento del propio destino. Entorno a Jesús nacieron interrogantes sobre el bien moral.
Es necesario que el hombre de hoy se dirija nuevamente a Cristo para obtener de el la respuesta sobre lo que es bueno y lo que es malo. Cristo es pura moralidad, enseñanza y es a el a quien se le debe seguir como ejemplo de esta misma.

Se debe escudriñar con cuidadoaquellas preguntas sobre moral y esto nos lleva poco a poco hacia una verdad plena.

> (MT. 19, 17).

Sobre estas interrogantes, está la respuesta más coherente que dice. Solo Dios puede responder a la pregunta sobre el bien, porque el es el Bien; en efecto, interrogarse sobre el bien significa en ultimo termino dirigirse a Dios. Dios es bondad pura, la fuente de todo bien y de la felicidad delhombre, aquello que es el hombre y lo que debe hacer se manifiesta en el momento en el cual Dios se revela así mismo.

La vida moral se presenta como la respuesta debida a las iniciativas gratuitas que el amor de Dios multiplica a favor del hombre (respuesta de amor). Uno debe ser ejemplo para el prójimo si sigue la voluntad del creador, el bien es pertenecerle a Dios. Reconocer al señor comoDios es el núcleo fundamental, el corazón de la ley. Gracias a la inteligencia que Dios nos entrega conocemos lo que se debe o no hacer. Al obedecer a Dios esta se relaciona fuertemente con la vida eterna (promesa). El mandamiento de amar a tu prójimo como a ti mismo, esto refracta todas las demás que apunta al bien de las personas y estos en sí nos enseña la verdadera naturaleza de la personahumana (como se debe llevar). Los mandamientos constituyen la primera etapa necesaria en el camino hacia la libertad.

Si no amamos al prójimo, no amamos a Dios, un corazón que ama está dispuesto a vivir las mayores exigencias, Jesús dice que los mandamientos no deben ser entendidos como un límite mínimo, que no hay que sobrepasar, sino como una senda abierta para un camino moral y espiritual deperfección, cuyo impulso interior es el amor.

> (MT 19,21).

Las bienaventuranzas no tienen propiamente como objeto unas normas particulares de comportamiento, se refieren a actitudes y disposiciones básicas de la existencia y, por consiguiente, no coinciden exactamente con los mandamientos, no hay división entre bienaventuranzas y los mandamientos, estos dos apuntan al bien, a la vida eterna.Todo esto llega a una normativa de la vida moral, una orientación para tenerlo más claro (autorretrato de Cristo. Esto es para seguir y estar en comunión con El.

La perfección exige aquella madurez en el darse a si mismo, a que esta llama de la libertad del hombre (relación con la ley divina), estas se reclaman mutuamente en la medida en que sirvamos a Dios, somos libres, mientras que en la...
tracking img