Soy el estomago de juan

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1814 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
Revista Selecciones. Noviembre 1982, POR J. D. RATCLIFF
---------------------------------------------------------------------
Soy el estómago de Juan

Quizá ustedes conozcan a Juan, el hombre para quien trabajo. Tiene 46 años, vive feliz con su esposa, es un gran trabajador: un ejemplar típico de los flacuchos amigos que tienen ustedes. Hace algún tiempouno de mis vecinos, el corazón de Juan, contó su historia en SELECCIONES. Yo soy el estómago de Juan, y mi historia es la siguiente: Juan se preocupa por mí más que por cualquier otro órgano de su cuerpo; piensa que soy terriblemente importante. En realidad, yo soy sobre todo y nada más una comodidad: un depósito de alimentos que permite a Juan vivir con tres comidas al día en vez de la mediadocena o más que necesitaría sin mí. Por lo que se refiere a la digestión, el intestino delgado es el verdadero campeón. Yo me dedico a las proteínas, descomponiéndolas en polipéptidos, pero aun aquí el trabajo final lo realiza el intestino, que también se encarga de los carbohidratos, las grasas y otros alimentos.
Desde luego, mi aspecto no es muy atractivo. Por fuera tengo un color rosadobrillante; por dentro ofrezco la apariencia de unos pliegues de terciopelo reluciente. Escondido en el abdomen, a la altura del reborde costal inferior, cuando estoy vacío ofrezco el aspecto de un balón desinflado. Cuando estoy lleno, quedo inclinado a través del cuerpo; grande por arriba, pequeño en el fondo, adopto la forma aproximada de una gran J. Mi capacidad es un poco inferior a los dos litros; elestómago del perro de Terranova de Juan puede contener el triple.
Aunque no soy tan importante como piensa Juan, desempeño una serie de tareas que le hacen la vida más agradable. Mi túnica interna contiene unos 35 millones de glándulas que pueden secretar cerca de tres litros de jugo gástrico al día, principalmente ácido clorhídrico, que sirve para activar otras de mis secreciones: la enzimallamada pepsina, con la que se inicia la digestión de las proteínas. Sin la pepsina, Juan pasaría un mal rato con ese bistec que tanto le agrada. Mis glándulas secretan también otras enzimas. Una, por ejemplo, coagula la leche y la convierte en grumos y suero de fácil digestión.
Todo el mundo me considera una potente batidora que puede triturar cuanto ingiere Juan. No hay tal. Cuando Juan toma sucena, los alimentos se depositan en capas, una a la vez: primero, el coctel de camarones; luego la carne, las patatas y las verduras; después el pastel de manzana. Yo comienzo a trabajar con los camarones que están junto a mi pared. Mis contracciones musculares, con amplios movimientos ondulatorios de arriba abajo, los mezclan perfectamente con los jugos digestivos. Muy pronto forman una papillaespesa. Gradualmente voy haciendo descender esta papilla hasta el piloto, la válvula que se abre para comunicarme con el duodeno o primera porción (de unos 30 centímetros) del intestino delgado.
Ese es un punto peligroso. Si se arroja una gran cantidad de jugo gástrico dentro del duodeno, actúa sobre sus paredes, y a ello se debe que sea el sitio más común de las úlceras. Por fortuna para Juan, mipíloro deja pasar el alimento en chorros pequeños, no más de lo que puede neutralizar instantáneamente el duodeno, de ordinario alcalino.
Sólo necesito unos cuantos minutos para disponer del puré de patatas. Para la carne tardo más, y para la hojas de vegetales más todavía. ¿Cuánto tiempo? Hay variaciones enormes, y en mucho dependen de] estado de ánimo de Juan. Pero probablemente necesito unpromedio de cuatro horas para la comida descrita. No obstante, si se incluyen espinacas, tal vez se queden en mí hasta 24 horas.
Los alimentos grasosos plantean problemas especiales. Supóngase que a las 7 de la mañana Juan toma un desayuno compuesto de huevos revueltos en mantequilla y crema, tocino y pan tostado, con mucha mantequilla. Este exceso de grasa obliga al duodeno a producir una hormona...
tracking img