Un inalcanzable amor

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 11 (2600 palabras )
  • Descarga(s) : 7
  • Publicado : 27 de mayo de 2009
Leer documento completo
Vista previa del texto
UN INALCANZABLE
AMOR


“Niké”
Tercer año Bachillerato
Contabilidad

¡Quién creyera! La Directora de uno de los más prestigiosos museos de esta capital, ahora casada con dos hermosas gemelas y un esposo ejemplar, tuvo su vida, como a todos nos pasa, una época loca, la juventud divino tesoro, palabrasde nuestros mayores, cuanta sabiduría hay en ello, pero en fin sólo Dios sabe lo que ocurrió aquella noche de un viernes 23 del mes de abril, era una noche bien fría y llovía como de costumbre sucede en esta época del año, abril aguas mil.
La recepción en el Palacio de Cristal Itchimbia me resultó de lo más elegante, glamorosa, delicada, pero aburrida, gente importante de la ciudad, se dio citaesa noche, muchos invitados especiales de otras partes del Ecuador, directores, restauradores, pintores y escultores de la más alta calidad estaban esa noche, la exposición era un lujo; cuadros y esculturas de la Escuela Quiteña, nunca antes vistos, prensa, radio y televisión estaban también presentes.
Entre los invitados de aquel día se encontraba Débora Páez una mujer sobria, elegante de buenvestir, quien podría pensar mal de alguien así, un buen trabajo, una carrera prometedora como restauradora, hermosa e inteligente, sólo un pequeño o mas bien un pequeñísimo detalle que le costaría esa noche el perder al que fue su gran amor. El consumo de estupefacientes y substancias psicotrópicas en nuestra juventudes casi incontrolable, claro está y cuando una conecta guía a tiempo sea loindicado, la cocaína es una droga que se lo consume por vía nasal o a través de inyecciones, Débora lo consumía, vía nasal, esa noche Débora había recibido dos gramos de alcaloide que le había obsequiado una amiga (si a ella se la puede llamar amiga) unos días antes.
Se encontraba con frio y sólo quería salir de allí para ir a una caída en la casa de sus amigos.
En verdad toda la tarde pasó lloviendoy por obvia razón la noche ésta, como decimos los quiteños, helada; la vista desde el Itchimbia era espectacular la noche despejada y perfecta para lo que fuere. El Centro Histórico estaba iluminado, al percatarse de ello Débora caminó hacia uno de los ventanales del palacio y al contemplar al Panecillo se fijó que entre los invitados estaba uno en especial, alto pero delgado, con su cabello quelo tenía hasta el hombro, sus pómulos pronunciados y su mentón bien definido, de tez blanca, manos con dedos largos y unos ojos azules penetrantes que llamaban mucho la atención, su vestimenta era de color negro y su actitud demandaba cierta tranquilidad, pero mucha seguridad en sí mismo , su imagen con la luz del evento lo hacía parecer el dueño del mismo.
Débora quedó impactada ese instante yaunque toda la noche, estuvo evitando a ciertos personajes, hombres mayores que buscan en jovencitas quererlas impresionar con su dinero, Débora sabía que eso a ella no la sorprendería…
Nuestro extraño personaje había llamado la atención de ella, y sin más sus miradas se cruzaron por todo el salón, Débora pensó entonces que aquel personaje estaba esperando a alguien, al encontrarse cercaintercambiaron saludos de una manera más protocolaria que pudo suceder, él se encontraba maravillado con la presencia de ella, y al besar su mano en un saludo caballeroso su barba sin afeitar rozó la piel de Débora, la misma que sintió un escalofrió al sentir sus labios fríos y una descarga de electricidad que le corrió por todo el cuerpo, pensó ella entonces que debía ser por el clima que primaba esanoche.
Al encontrase frente a frente las más locas ideas sobre la identidad de nuestro personaje se le cruzaron a Débora, quizá sea un invitado especial o talvez sea alguno de los auspiciantes que esa noche se encontraban en el evento, en fin y sin mas que decir tomó ella la iniciativa y entabló dialogo.
Preguntándole si esperaba a alguien o si se encontraba solo, sus palabras eran un poco...
tracking img