Economia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1716 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de febrero de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
[pic]
Acerca del CEES
Tópicos por año
Suscripción a Tópicos de Actualidad
Búsqueda de Tópicos

[pic]

Tópico de Actualidad
Año L. Julio del 2009. No. 978
En vista de la actualidad del tema, se ha elegido julio del 2009 para reproducir esta interesante historia sobre los impuestos, escrita hace casi dos siglos.
 

El recaudador de impuestos[1]

Autor: Frédéric Bastiat
Personajes:Jacques Bonhomme, viñador
M. Lasouche, recaudador

–¿Es cierto que ha cosechado usted veinte toneles de vino?
–Sí, pero a fuerza de muchos cuidados y de mucho sudor.
–Tenga la bondad de entregarme seis y de la mejor calidad.
–¡Seis toneles de veinte! ¡Santo Dios! Usted me quiere arruinar. Y ¿a qué los destinará?
–El primero será entregado a los acreedores del Estado. Cuando se tienen deudas,es bueno pagar al menos los intereses.
–¿Y dónde queda el capital?
–Eso sería muy largo de contar. Una parte se invirtió el año pasado en cigarros que produjeron el más bello humo del mundo. Con otra parte se pagaron algunos hombres para que se convirtieran en lisiados en tierra extranjera, después de haberla devastado. Después, cuando los gastos fueron causados por nuestros amigos, losenemigos no quisieron huir sin llevarse la plata que ha sido necesario prestar. [¿…?]
–¿Y qué recupero yo?
–La satisfacción de decir: ¡Estoy orgulloso de ser francés cuando miro el arco del triunfo! Y la humillación de dejar a mis herederos una tierra gravada con una renta perpetua. En fin: es necesario pagar lo que se debe, cualquiera que sea el estúpido uso que se haya hecho de ello. ¡Sea un tonel!Pero ¿y los otros cinco?
–Se necesita uno para pagar los servicios públicos, la lista civil [¿…?], los jueces que harán que le devuelvan el surco que su vecino quiere apropiarse, los policías que atrapan a los ladrones mientras usted duerme, los obreros que mantienen el camino que lleva al pueblo, el cura que bautiza a sus hijos, el maestro que los educa, y su servidor, que no trabaja de balde.–¡Enhorabuena!. Servicio por servicio. No hay nada más que decir. Me gustaría arreglarme directamente con el cura y el maestro del pueblo. Pero no insistiré en eso. ¡Vaya el segundo tonel! Aún estamos lejos de los seis.
–¿Cree usted que sean mucho dos toneles como contribución a los gastos de la Armada y la Marina?
–¡Claro! Poco es, considerando lo que me cuestan ya, porque ellos me han arrebatadodos hijos que amo tiernamente.
–Es necesario mantener el equilibrio de las Fuerzas Europeas.
–¡Ah, Dios mío! El equilibrio sería el mismo si tales Fuerzas se redujeran en todas partes en la mitad o en tres cuartos de lo que son . Así conservaríamos nuestros hijos y nuestras rentas. No sería necesario más que entenderse.
–Sí, pero no nos entendemos.
–Es lo que me asombra. Pero así todossufrimos.
–Tú lo has querido, Jacques Bonhomme.
–Usted bromea, señor recaudador. ¿Es que acaso tengo yo voz y voto en el asunto?
–¿A quién han nombrado como diputado? –A un bravo general de la Armada, que será mariscal dentro de poco, si Dios le presta la vida.
–¿Y de qué vive el bravo general?
–De mis toneles, por lo que imagino.
–¿Y qué sucedería si él votara por la reducción de la Armada y de sucontribución?
–En lugar de ser nombrado mariscal, sería puesto en retiro.
–Comprende ahora que ha sido usted mismo...
–Le agradeceré que pasemos al quinto tonel.
–Ese va para Argelia.
–¡Para Argelia! ¡Y se asegura que todos los bárbaros musulmanes conservan su fobia al vino! Yo mismo me he preguntado a menudo si desconocen el Médoc, porque son incrédulos o, lo que es más probable, si sonincrédulos porque desconocen el Médoc. Por otra parte, ¿qué servicios me brindan ellos a cambio de esta ambrosía, que me ha costado tanto trabajo?
–Ninguno. Tampoco este es destinado a los musulmanes, sino a los buenos cristianos que viven en Berbería.
–¿Y qué hacen allí, que pueda serme útil?
–Organizar razias y sufrirlas, matar y ser muertos, adquirir disentería y regresar a ser curados,...
tracking img