El habla de montánchez

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 12 (2760 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de noviembre de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
El habla de Montánchez
Contribución al estudio del habla extremeña

Vaya por delante que no es mi intención con este trabajo argumentar ni defender la existencia de un idioma diferenciado en Extremadura. Pero esto no quiere decir que sea preciso negar la realidad de este habla o considerarla vulgar.
Este habla dialectal es un importante elemento de cohesión cultural entre los miembros de unacomunidad y es el medio natural a través del que se produce la transmisión generacional de una cultura.
Sin embargo, a día de hoy, el habla extremeña continúa considerándose como una forma marginal del habla, totalmente alejada del poder y del prestigio social. Y esto ocurre por el complejo de inferioridad lingüística que padece el hablante extremeño.
Cuando un extremeño se expresa en su hablalocal cree estar hablando un mal castellano. Entonces tiende a disimular su acento y se esfuerza en buscar términos y giros propios del castellano.
Los extremeños deben dejar de considerar su habla como algo propio de ignorantes. Necesitan reconciliarse con ella, identificarse con ella y revalorizarla en el ámbito social y educativo. El habla dialectal extremeña debe contribuir a reforzar laidentidad de la cultura extremeña, a conocerla mejor y asimilarla como propia.
No obstante, el empleo y la promoción del habla extremeña no tienen porque estar reñidas con el uso habitual del castellano como lengua vehicular y oficial. Es perfectamente compatible la defensa de lo local y regional con la comodidad de utilizar una lengua casi universal como es el castellano.
Por tanto, el objetivo delpresente estudio no es otro que la mera recopilación de lo oído y escuchado en el habla de las gentes de Montánchez; es decir, dejar constancia escrita de uno de los rasgos culturales que mejor define a los extremeños en general y a los montanchegos en particular.
Cabe señalar que ninguno de los numerosos estudios realizados a lo largo del siglo XX sobre el habla extremeña había analizado condetenimiento las peculiaridades del habla de Montánchez.
Por último, quiero citar brevemente el criterio empleado a la hora de incluir voces en este estudio. Se incluyen en él todas las voces registradas en Montánchez que no aparecen en el Diccionario de la Real Academia Española. Se incluyen, así mismo, todas aquellas que, estando en el DRAE, ofrecen aquí una nueva variante fonética o distintacorrespondencia semántica.

Montánchez, a 23 de Abril de 2010

El vocabulario de Montánchez

A

- Abuja: Aguja
- Acudil: Ir
- Adevinal: Adivinar
- Adredón: Edredón
- Afilalápice: Sacapuntas
- Agilá: Espabilar
- Aiga: Coche grande en general
- Aire: Viento
- Ah’ogal: Ahogar
- Ah’umao: Enfadado
- Ah’umalse: Enfadarse
- Ah’untalse:Hacerse amigos
- Alacena: Despensa
- Alacrán: Escorpión
- Albarda: Silla de montar
- Alcahuese: Cacahuetes
- Alma: Víscera del guarro
- Almóndigas: Albóndigas
- Almuada: Almohada
- Almuarín: Almoharín
- Almuerzo: Desayuno
- Alpiste: Alcohol
- Alternal: Salir de fiesta
- Alvarao: Vino de pitarra muy recio
- Alvellana: Cacahuete
-Amargoso: Amargo
- Amochal: Embestir o restregar la cabeza
- Amos!: Saludo al cruzarse
- Angarilla: Puerta tradicional de finca
- Anochecío: “Cuando anochezca”
- Anorante: Ignorante
- Antier, Antiyé: Anteayer
- Añugalse: Atragantarse
- Aparcaero: Aparcamiento
- Aparranao: Sentarse medio tumbado
- Apergollal: Golpear
- Arcón: Baúl
- Aropuerto:Aeropuerto
- Arranao: Muy cansado
- Arrascalse: Rascarse
- Arrecío: Con mucho frío
- Arrendal: Alquilar
- Arriendo: Alquiler
- Arriscalse: Arreglarse para salir de casa
- Arró, arror: Arroz
- Arroba: Unidad de peso o volumen
- Arzal: Levantar
- Atinal: Acertar
- Atornillador: Destornillador
- Atrochal: Atajar
- Aurel: Laurel
-...
tracking img