Estudiante

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1437 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Las Velas Encendidas

Ya me  habían dicho los cipotes que a uno de ellos se les apareció una muerta en el cementerio, al principio no les crei porque usted sabe como son los muchachos, dos de mis hijos trabajan ahi, en el jardin de paz Suyapa cortando grama, jalando agua y arreglando las tumbas, ellos me contaron eso''
La llamaremos doña Carmen, es una señora humilde que reside en la aldea deSuyapa, sitio donde esta ubicada la Basilica de Nuestra señora de Suyapa, patrona de los Hondureños. Doña Carmen se puso a platicar conmigo mientras arreglaba unas flores que tenia para la venta, le dije que yo visitaba dos tumbas, la de mi madre doña Chepita y la de mi pequeña hija Karelia a quien el señor llamo cuando faltaban dos dias para que cumpliera sus seis  años de edad, todos los cipotesque ahi trabajan son mis amigos, corren cuando ven la pailita se suben en ella y les doy una vuelta por las calles del Jardin de Paz.
 
Doña Carmen lanzo un suspiro y dijo: ''los cipotes me dijeron que a usted ya le habian contado lo de la muerta verdad?
- Lo senti con un movimiento -aquel chiquitin tambien viò la mujer cuando le pidio al otro cipote que le ayudara a arreglar la tumba delesposo, cortaron la grama pusieron flores y mientras  el muchacho regaba las plantas la señora desaparecio y tambien el carro en el que habia llegado''
 
En verdad los niños que siempre me rodean me habian contado esa historia y otras mas sobre posibles apariciones en el Jardin de Paz, como el caso de un hombre que por las tardes se paseaba alrededor de una tumba, cuando menos lo esperaban lomiraban ahi, luego desaparecia. Pero lo que me interesa contarles es el hecho sobrenatural que doña Carmen y sus hijos vieron en una ocasion, precisamente el dia de Finados.
'' Ese dia -dijo la señora- vendì muchas flores, hasta falta me hicieron porque mucha gente sabe que aqui las vendemos y por eso no las traen de otros lados. Los cipotes se ganaron sus fichas jalando agua, cortando, grama, llevandoflores, botando viejas plantas, en fin todos tuvimos baastante trabajo. Algunas gentes tienen la costumbrfe de traer comida y de sentarse junto a las tumbas a comer, asi se estan todo el dia hasta que llega la tarde y se van, los que traen niños juegan con ellos por esas callecitas porque este es un lugar muy aseado y bonito. Aqui se ve de todo, hay gente que aunque hayan pasado los años llora asu muerto, pero  si usted se fija muchas tumbas han quedado abandonadas y sin nombre. Fijese  allà por aquel muro, ni las tumbas se ven de ftanto zacate que ha crecido, no me lo va a creer pero personas que fueron grandotas cuando vivian ya nadie se acuerda de ellas, a las familias lo que les interesa es el pisto  que dejo la difunta o el difunto, de ahi en adelante el que està muerto. al fin queuno ni siente ò ... a saber verdad?, que sabemos si en el otro lado uno puede ver para aca? '' Quiere -me dijo doña Carmen ofreciendome dos tortillas con frijoles fritos y queso- esos frijolitos yo los freì en la mañana, lo que pasa es que  traigo una burra porque me da hambre'' , Agarre  las tortillas y me  las comì  y me tomè unos tragos de agua de una botella de refresco, de las  no retornablesque doña Carmen andaba llena de agua.
'' Lo que le voy a contar don Jorge no es mentira, estan mis hijos de testigo, mi comadre y una de sus hijas. Con el pistillo que nos ganamos vendiendo  flores nos fuimos a '' La colonia''  a comprar unos viveres y cosas para la cocina, alla nos quedamos platicando con unas amistades, nos agarrò la noche porque nos fuimos a comer pollo ahi por el  materno,de unos que venden en la calle.
Como no era mucho lo que trajimos y los buses se tardaban, decidimos regresarnos a pie.
Cuando pasamos el puentecito despues de la entrada a la Universidad, vimos unas luces dentro del Cementerio  y creimos que todavia se habia quedado  gente visitando a sus muertos. Seguimos caminando y cuando habiamos avanzado por la calle que da a la aldea, nos fijamos en las...
tracking img