Eutanasia

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 66 (16371 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 13 de marzo de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
CAPITULO I

EUTANASIA

[pic]

“Vivir con dignidad es un derecho, morir con dignidad también”

Edian.

1.1. Antecedentes

El tema de la eutanasia ha sido ampliamente debatido durante las últimas tres décadas en distintos países del mundo, como por ejemplo en Holanda, Bélgica, Inglaterra y últimamente en México.Este tema ha resultado lo suficientemente complejo a lo largo de los años porque se trata acerca del que hacer con la vida de las personas que no desean vivir más porque se encuentran en una situación que consideran indigna.

La eutanasia no planteaba problemas morales en la antigua Grecia, porque la concepción de la vida era distinta a la nuestra, “la forma de morir era la medida del valor finalde la vida, en especial para aquellas vidas consumidas por la enfermedad y el sufrimiento.”[1] Es por esto, que la práctica de la eutanasia o el suicidio, no complicaban a las personas como lo hace hoy en día.

Sócrates y Platón pensaban que una enfermedad dolorosa era una buena razón para dejar de vivir. En la “República”[2], Platón condena al médico Herodito, profesor de Hipócrates, por“fomentar las enfermedades e inventar la forma de prolongar la muerte”[3]. Hipócrates hizo de la eutanasia algo inmoral y la prohibió en su tan famoso juramento Hipocrático. En este texto que aproximadamente data del siglo VI a. de C. al siglo I d. de C.[4], se recopilan una clase de reglas éticas que deben de seguir los graduados de medicina para asegurar el bienestar de sus pacientes. Este fue el primerescrito ético relacionado con el compromiso que asumía la persona que decidía curar al prójimo; el compromiso del médico era actuar siempre en beneficio del ser humano y no perjudicarlo.

En este juramento se prohíbe el uso de cualquier tipo de eutanasia, porque aún cuando no mencione la palabra “eutanasia”, el juramento apunta: “a nadie daré una droga mortal aún cuando me sea solicitada, nidaré consejo con este fin.”[5]

Desde el surgimiento de este juramento y la progresiva influencia del cristianismo, las prácticas del suicidio y la eutanasia quedaron prohibidas. “se condenaba al suicidio y, como consecuencia, la iglesia modificó completamente su legislación: cualquiera que atentara contra su vida no recibiría cristiana sepultura. Esta reforma también tuvo influencia sobre lalegislación civil.”[6] Como forma de castigo a las personas que cometían suicidio o solicitaban la eutanasia, se les confiscaban sus bienes y propiedades, además de que recibían un entierro ignominioso en el que se empalaba su cuerpo para abandonarlo después en la vía pública.

Esta prohibición aumentó durante la Edad Media, donde la eutanasia, el suicidio y el aborto son considerados como pecado,puesto que el hombre no puede disponer libremente sobre la vida, ya que le fue dada por Dios. Hacia el siglo IV, “San Agustín afirmaba que Dios otorgaba la vida y los sufrimientos y que por lo tanto se tenían que soportar.”[7]

Con la llegada del Renacimiento, en el siglo XVI y la modernidad, la perspectiva cristiana deja de ser la única y se conocen y discuten las ideas de la Antigüedad clásica.“Montaigne sostenía que la dignidad y habilidad del hombre para valorarse a sí mismo en la escala de la naturaleza hacían que el suicidio estuviera justificado.”[8] En esta época, se comienza a discutir de nuevo este tema y algunos filósofos, como Francis Bacon y Tomás Moro, comienzan a escribir acerca de la eutanasia y del suicidio, tomándolo, no como algo malo o inmoral, sino como una cuestión deautonomía.

“La expansión del Renacimiento, por tanto, no sólo reforzó el concepto humanitario que el hombre tenía de sí mismo, sino que contribuyó también al descubrimiento científico de nuevos métodos para el tratamiento de las enfermedades.”[9] Sin embargo, en la práctica, el comportamiento general de los médicos no siguió las ideas de los filósofos y rechazaron la eutanasia...
tracking img