La fiesta brava

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 7 (1614 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 27 de septiembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
LA FIESTA BRAVA
Consideraciones sobre las aseveraciones de los que pretenden defender la “Fiesta Brava”, bajo el supuesto de que implica Arte, Belleza, Valor y Pasión. No siempre se mencionan estas presuntas cualidades en ese orden; yo se los doy porque en ese orden trataré de presentar mis propios argumentos.
ARTE.- Ciertamente existen y se siguen produciendo, infinidad de pinturas,esculturas, canciones, poemas, etc., con el tema del toreo; algunas, o muchas, o todas si así se quiere considerar, de verdadero valor artístico; aunque es justo reconocer que tal apreciación no deja de ser subjetiva, y que son apreciadas con ese valor, justamente y solo por quienes se conmueven por un lance en donde, apasionadamente, creen ver, arte, belleza y valor.
El tema de todas esas obras de arte escircunstancial; iguales obras, de igual y aun de mejor calidad, se podrían hacer sobre cualquiera otro tema que incidiera en la sensibilidad del espectador, si éste tuviera su sensibilidad debidamente condicionada.
Se podría seguir utilizando el tema del toreo, sin que por ello se siguiera incurriendo en los actos de barbarie que lo inspiran. Tenemos un ejemplo claro de esta posibilidad ypodríamos encontrar muchos mas:
Hay un tema sobre el cual se han producido y reproducido enorme cantidad de obras de toda laya, (aunque personalmente considero que solo una ínfima porción de ellas tiene calidad, media humanidad las considera, a todas, verdaderas maravillas). Me refiero a la pasión y muerte de Jesucristo. Es decir, es el tema de producción de toda clase de bisutería y pasquines, cierto,al lado de verdaderas joyas, y no precisamente por los metales preciosos y gemas con que estén elaboradas, sino por la maestría de su ejecución.
Llenos están los museos, (nos estamos refiriendo siempre al mundo occidental), las galerías de arte, las tiendas de toda laya y por supuesto los hogares familiares, de esas obras de arte y de esas baratijas. La producción continúa, con todos los nivelesde calidad imaginables y sigue siendo apreciada por medio mundo.
Como decíamos en párrafo anterior, esa apreciación es debida en la mayoría de los casos, a que los sentimientos de la gente han sido, digamos, condicionados, para responder a esa clase de estímulos. De igual manera serían receptivos si lo hubieran sido para responder a otros estímulos igualmente cargados de sadismo, o bien, desolidaridad humana.
Héroes de guerra, líderes revolucionarios, presos políticos, y aún delincuentes comunes, en los momentos de su muerte o de su tortura, podrían ser motivos de inspiración para la producción de excelentes obras de arte. De hecho lo han sido y lo son, pero con muchísimo menos admiradores. Claro, el nivel de sensibilización hacia estos temas es mucho menor.
Aceptemos, la muerte deJesucristo es motivo artístico de gran aceptación y aunque menos, lo son todos los demás temas de muerte y de tortura; lo son particularmente para sádicos y masoquistas, según el caso; pero solo a estos se les ocurriría que debamos repetir los actos de crucifixión de los profetas, solo por tener mas motivos de inspiración artística. Solo ellos, por su naturaleza sado-masoquista, justifican la torturay la muerte de héroes, líderes, presos, delincuentes y .........animales.
BELLEZA.- ¿Quien puede encontrar belleza en la tortura y en la muerte?
Yo no sabría expresar lo que ya, especialistas de todas las disciplina relacionadas con el estudio de la mente, de nuestros atavismos, de nuestras patologías, de nuestras frustraciones, han dicho hasta la saciedad. Yo solo entiendo que debe ser muypobre el intelecto y la sensibilidad de quienes encuentran en motivos tan primitivos la causa de un éxtasis de índole estético.
Encontrar en la rabia animal del toro, por su impotencia ante la supuesta racionalidad de su torturador, o ver en la supuesta superioridad del torturador, motivos de embeleso, es propio, ya lo dije, de enfermos, o de cretinos, capaces de encontrar placer y belleza en...
tracking img