Laberitos de la soledad

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 8 (1899 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 10 de junio de 2011
Leer documento completo
Vista previa del texto
UNIVERSIDAD PEDAGOGICA NACIONAL
LICENCIATURA EN PEDAGOGIA

Ensayo sobre: “Laberintos de la Soledad” de Octavio Paz.

Alumna:

Alma Alicia Sanabria Gutiérrez.

Profesor:
xxxxxxxxxxxxx

Fecha de entrega:
xxxxxxxxxxxxxxx

Introducción.

El laberinto de la soledad (1950) es quizá el libro de ensayos de mayor importancia que haya escrito el poeta y ensayista mexicano Octavio Paz(1914-1998). Aunque contiene muchos de los temas anteriormente tratados por sus predecesores.

En El laberinto de la soledad Paz analiza con gran agudeza los eventos más importantes de la Historia de México, pero no se conforma con la simple reproducción de los hechos de manera lineal, ni siquiera con la aceptación, a ciegas, de la validez historiográfica de cada uno de ellos. Por el contrario, enel libro vemos un verdadero ejercicio crítico, ya que en él se cuestiona la fundamentación ontológica de la Historia, así como la posibilidad de que exista una secuencia predecible de los hechos. Además, para el ensayista mexicano no sólo son los eventos los que constituyen la Historia, sino también las creencias de los pueblos, sus religiones; en fin, sus mitos. El laberinto puede tambiéninterpretarse como el primer gran intento en la literatura hispanoamericana de ir más allá de lo visible; es decir, de ir más allá de los hechos, para llegar a lo invisible (la interioridad humana). Por otro lado, considérese también que la palabra “laberinto” no sólo significa un edificio compuesto de un gran número de cámaras o habitaciones construidas de tal manera que resulte difícil encontrar lasalida; según el Pequeño Larousse Ilustrado, el “laberinto” también es una “composición poética que puede leerse al derecho, al revés o de otras maneras”.
Octavio Paz
Escritor mexicano. Nieto de escritor (Ireneo Paz), los intereses literarios de Octavio Paz se manifestaron de manera muy precoz, y publicó sus primeros trabajos en diversas revistas literarias. Estudió en las facultades de Leyes yFilosofía y Letras de la Universidad Nacional.
En 1936 Octavio Paz se trasladó a España para combatir en el bando republicano en la guerra civil, y participó en la Alianza de Intelectuales Antifascistas. Al regresar a México fue uno de los fundadores de Taller (1938) y El Hijo Pródigo. Amplió sus estudios en Estados Unidos en 1944-1945, y concluida la Segunda Guerra Mundial, recibió una beca de lafundación Guggenheim, para, más tarde, ingresar en el Servicio Exterior mexicano.
En 1955 fundó el grupo poético Poesía en Voz Alta, y posteriormente inició una colaboración en la Revista Mexicana de Literatura y en El Corno Emplumado. En las publicaciones de esta época defendió las posiciones experimentales del arte contemporáneo.
Cerró su actividad diplomática en 1968, cuando renunció comoprotesta contra la política del gobierno mexicano ante el movimiento democrático estudiantil. Durante sus años de servicio Octavio Paz residió en París, donde trabó amistad con André Breton, pero también viajó por diversos países europeos y asiáticos (en 1962 fue nombrado embajador de México en la India).
Poeta, narrador, ensayista, traductor, editor y gran impulsor de las letras mexicanas, Pazse mantuvo siempre en el centro de la discusión artística, política y social del país. Su poesía se adentró en los terrenos del erotismo, la experimentación formal y la reflexión sobre el destino del hombre.
Conforman su obra poética quince títulos: Luna silvestre (1933); Bajo tu clara sombra y otros poemas sobre España (1937); Entre la piedra y la flor (1941); Libertad bajo palabra (1949); Águilao sol (1951); Semillas para un himno (1954); La estación violenta (1958); Salamandra (1962); Ladera este (1969); Topoemas (1971); Renga (1972); Pasado en claro (1975); Vuelta (1976); Poemas (1979) y Árbol de adentro (1987).
Su producción en prosa abarca once obras: El laberinto de la soledad (1950); El arco y la lira (1959); Cuadrivio (1965); Claude Lévi-Strauss o el nuevo festín de Esopo...
tracking img