Libros

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (263 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 19 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
La historia es la ciencia del pasado” la idea misma que el pasado, en tanto tal, pueda ser objeto de una ciencia es absurda. ¿De que manera se puede tratar comomateria de conocimiento racional, sin previa delimitación, a una serie de fenómenos cuyo único punto único punto en común es el no ser contemporáneos? ¿Podemos imaginar, demanera similar, una ciencia total del Universo en su estado actual? los orígenes de la historiografía, los viejos
analistas no se cohibían con estos escrúpulos.Narraban acontecimientos
diversos, cuyo único vínculo era haber ocurrido aproximadamente
en el mismo momento: el lenguaje, profundamente tradicionalista, con facilidadotorga el nombre de historia a cualquier estudio de un cambio en la duración.
En efecto, hace mucho que nuestros grandes antepasados, un
Michelet, un Fustel deCoulanges, nos enseñaron a reconocerlo: el
objeto de la historia es, por naturaleza, el hombre.4 Mejor dicho: los hombres.

El buen historiador se parece al ogro de laleyenda. Ahí donde olfatea carne humana, ahí sabe que está su
presa.


Más tarde, alrededor
de 1890, empapados en un ambiente de positivismo un
tanto rudimentario,se pudo ver cuánto se indignaban los especialistas
del método porque en los trabajos históricos la gente
daba una importancia, según ellos excesiva, a lo quellamaban la
"forma". [Arte contra ciencia, forma contra fondo:]
Los hechos humanos son, por esencia, fenómenos muy
delicados y muchos de ellos escapan a la mediciónmatemática. donde resulta imposible calcular, se
impone sugerir. Entre la expresión de las realidades del mundo
físico y la expresión de las realidades del espíritu humano
tracking img