Mate y medicina

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 79 (19620 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 17 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Las matemáticas y la salud unen sus caminos para avanzar científicamente |

|

|
|
El tratamiento matemático ha traspasado límites y ha aterrizado de lleno en el campo de las ciencias de la salud. Y es que sabe que tiene mucho trabajo y muchas ideas que aportar, y de esta manera solucionar o progresar en enfermedades donde la Medicina no encuentra solución. No es intrusismo en elcampo de la salud. Es colaboración. |
LOS NUMEROS Y LA MEDICINA
INTRODUCCIÓN
Aunque el título del presente artículo pudiera parecer a primera vista relativamente novedoso u original —cualidades siempre queridas y buscadas, legítimamente, por cualquier autor— tengo que empezar desautorizando tal posible impresión. En muchas de las más influyentes y universales revistas médicas han aparecido, desdehace muchos años y recurrentemente,
escritos analizando y describiendo las profundas relaciones entre la ciencia de los números, la
matemática en general, y la medicina. Este tipo de estudios, por su peculiar índole, no puede
someterse a la estructuración casi obligatoria de los trabajos científicos —introducción,
material y métodos, resultados, discusión, etc.— y en esto sí son diferentes alos más comunes
en la literatura médica. Con estas consideraciones empiezo ya a justificar ante el lector la
ordenación de estas reflexiones mías, que será más libre de lo ordinario. No se trata de algo
excepcional y es la que está también presente en los editoriales, las revisiones, las cartas al
editor y, en fin, en algunas de las distintas clases de contribuciones científicas.
Alguna otradeclaración inicial: me cuesta trabajo concebir la escritura como una actividad
unidireccional, en la que el escritor comunica fría y rígidamente su pensamiento. A esta
deformación nos ha llevado quizá la asepsia y la formalidad del lenguaje científico. Eso puede
estar justificado cuando se describen los resultados de un experimento o detalles muy
concretos, que se supone que el autor conocemejor que la mayoría. No cuando se discute
sobre algo más general, cuando se pretende aportar ideas sobre un asunto candente u opinable.
Al contrario, lo que me importa, en estos casos, es que el escrito, la letra impresa, no
presuponga algo demasiado cercano a la autoridad o esté teñido de infalibilidad, sino que sea
más bien el vehículo para transmitir unas ideas, que por su misma naturalezason debatibles y
rebatibles y que no tienen un mejor destino que remover las propias convicciones del lector, ni
siquiera siempre dormidas, sino muchas veces bien presentes y prontas, para que de unas y
otras surja una síntesis más afortunada, más aproximada a la verdad. Esta síntesis, por el
propio mecanismo de la publicación, la puede realizar, de manera inmediata, sólo el lector.
Perotambién, más tarde, el propio autor, cuando alguien, hasta entonces lector, estructura su
pensamiento y lo expresa. Precisamente para eso están las cartas al editor.
Esta es mi idea al escribir sobre el tema de ahora, en que no expondré resultados concretos
sobre experimentos realizados, sino meditaciones largamente entretenidas sobre los aspectos
numéricos de la medicina. Y ese carácter abierto, noexcesivamente conciso en esta ocasión
lo aviso, recogiendo mis reflexiones y lecturas —cualquier escritor, con sólo pocas
excepciones, lee mucho más que escribe—, inscrito en un marco dialogal, con un lector al que
siempre se tiene presente, es el que tendrán estas páginas, si el editor de la revista en donde
están destinadas a aparecer me lo permite.
2
USO DE LOS NÚMEROS.
Tras estosprolegómenos, hablemos ya de los números. Para empezar diciendo que los estamos
utilizando continuamente, cada día, sin posible descanso. Incluso los que dicen odiar las
matemáticas se ven obligados a utilizar cifras constantemente. Para llamar por teléfono, para
anotar una dirección, para pagar la cuenta en un restaurante (no digamos ya si se paga “a
escote” y hay que dividir). Para nuestra...
tracking img