Quintiliano

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 2 (466 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 11 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Parece increíble que las bases de lo que hoy en día entendemos como una buena educación, se remonten dos mil años atrás, teniendo en cuenta que la política, economía, cultura…..de la antigua Romadistaran tanto de nuestra forma de vivir actual.

Tal como explica el texto, la situación en Roma en aquella época a nivel educativo era muy pobre, los profesores no estaban bien preparados y carecíande vocación, la educación era de carácter privado, por lo que les convenía la masificación del centro antes que la calidad en la enseñanza, todo ello, aumentaba la mala imagen de los maestros, loscuales en su mayoría, provenían de los estratos sociales más bajos.
La educación en Roma a diferencia de nuestra educación actual, estaba basada en la monotonía, escasa variedad de materias y elcastigo, además de la no especialización y formación del profesorado.

En este marco fue, Quintiliano de Calahorra, quien aportó unas ideas que hoy en día nos parecen lógicas y normalizadas, pero quehace dos mil años eran muy innovadoras y arriesgadas.

La manera de Quintiliano de entender la enseñanza y la relación maestro-alumno, se asemejan en gran medida a las ideas actuales de cómo debe serla educación.
La primera, la relación entre el profesor y el alumno, según Quintiliano “el maestro no solo debe respetar a los alumnos sino que debe de tratarlos como a sus hijos”. El profesor debeser respetado por sus alumnos y a la vez mostrar respeto por ellos, se trata de tener disciplina sin agresión verbal ni física.
La segunda idea que propone, es el evitar la monotonía de las lecciones,para ello tiene varias propuestas
* Tener periodos de descanso.
* Variación de las actividades, incorporando más materias
* Temporalización de la jornada escolar.
Una tercera idea fue elintroducir el empleo de juegos, para en definitiva, hacer una enseñanza más atractiva.
Y por último, evitar el castigo tanto verbal como físico, Quintiliano pensaba (con acierto), que eso...
tracking img