Tareas

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1476 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 18 de agosto de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
Fundamentos de la PERSONA
ideales

valores
inteligencia
virtudes

voluntad

amor
compromiso

conflictos
dolor

pasiones

acción

temporalidad
corporalidad

Fundamentos de la Persona

Antropología dialógica.
Reflexiones en torno al
inter de la subjetividad

-

Mauricio Correa Casanova1
La “intersubjetividad” posee en la tradición
-

1. El estatuto de laantropología
1.1. La pregunta: “el hombre desde
el hombre”
2

-

3

1
Doctor en Filosofía, Profesor Asociado de
la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, Prefecto de Estudios del Pontificio Seminario Mayor San
Rafael de Valparaíso (Chile) y Editor de la revista
VERITAS. (Ver más en nuestro link de “Autores”).
2
Especialmente en Buber, M.: ¿Qué es el
hombre?, FCE, México 1990, y Yo y Tú.Nueva Visión, Buenos Aires 1969.

4

.

3
Buber, M.: ¿Qué es el hombre?, op. cit., pp.
19-20.
4
Id., p. 20.

Página 51

1.2. La respuesta: “el hombre
con el hombre”

-

¿Qué es el hom-

bre?,

8

-

-

9

5

.
10

. El “con” des-

-

-

-

11

.

6

-

7

.

5
Id., 20-21. Al respecto, véase la comparación
que realiza Buber en esta mismaobra entre el quehacer del psicólogo y el del antropólogo, p. 21ss.
6
Id., p. 24.
7
Id.

8
Vid., Sahagun Lucas, J. de: Las dimensiones
del hombre. Antropología filosófica. Sígueme, Salamanca 1996, p. 117. La pura “autoconciencia” resulta
ser una simple referencia monologante del “yo”
(puro) hacia sí mismo. Una experiencia semejante,
exclusivamente subjetiva, se encuentra en el idealismoabsoluto de tipo hegeliano; vid. Hegel, G. W. F.:
Fenomenología del espíritu. FCE, México 1987.
9
Buber, M.: ¿Qué es el hombre?, op. cit., p.
93. En otros términos, podríamos hablar de una mirada analógica.
10
Id., pp. 145 y 146.
11
Id., p. 149.

Página 52

12

15

-

-

vestigador.

13

.

-

-

14

.
es conocido”16

1.3. Negación del carácter objetual de lala respuesta antropológica suscita un especial
-

la pura objetualidad.

-

12
Id., p. 151.
13
Mounier, E.: El personalismo. Eudeba, Buenos Aires 1962, p. 20.
14
Id., p. 22. Vid. Sartre, J. P.: El ser y la nada.
Losada, Buenos Aires 1961.

-

15
Vid., Donceel, J. F.: Antropología filosófica.
Carlos Lohlé, Buenos Aires 1969, p. 35.
16
Id.

Página 53

PERSONA . RevistaIberoamericana de Personalismo Comunitario

-

2.1. Primera paradoja: “el hombre oculto
de Dios”

observador”

17

18

.

-

19

-

20

.

-

-

esas relaciones esenciales 21.
17
Buber, M.: ¿Qué es el hombre?, op. cit., p.
22.
18
Id., p. 23.
19
Vid., Donceel, J. F.: Antropología filosófica,
op. cit., p. 36.
20
Id.
21
Nos inspiramos aquí, aunque sólo parcialmente, enBuber y su doctrina de la “triple relación
esencial” que envuelve a todo hombre: “Esta triple

relación vital del hombre es: su relación con el mundo y las cosas, su relación con los hombres, tanto individual como pluralmente, y su relación con el misterio del ser, que penetra en aquellas otras relaciones
pero que las trasciende infinitamente, misterio que
el filósofo denomina lo Absoluto, yel creyente Dios,
pero ni siquiera quien rechaza ambas denominaciones
es capaz de eliminarlo realmente de su situación”;
¿Qué es el hombre?, op. cit., p. 107. En lugar de la
relación esencial “con el mundo y las cosas”, nosotros hemos considerado la relación esencial “consigo
mismo”, aunque Buber no se muestra partidario de
esta consideración: “Además de esta triple relación
vital delhombre, existe todavía otra relación, con uno
mismo. Pero no es una relación real como las otras,
porque le falta para ello el supuesto previo necesario,
la dualidad vital. Por eso, tampoco puede ser elevada
realmente al nivel de una relación vital esencial. Esta
condición se pone de manifiesto en el hecho de que
cada una de las tres relaciones vitales esenciales ha
encontrado su perfección y...
tracking img