Testigos del silencio katy reichs

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 577 (144015 palabras )
  • Descarga(s) : 9
  • Publicado : 18 de agosto de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Kathy Reichs

Brennan, 1
Testigos del silencio

Para Karl y Marta Reichs,
las personas más amables y generosas que conozco.
Paldies par jüsu mílestíbu, Vecamámma un Paps.
Karlis Reichs, 1914-1996.

Ésta es una obra de ficción. Los personajes, lugares e incidentes que en ella aparecen son fruto de la imaginación de la autora o se utilizan de manera ficticia. Cualquier semejanza conacontecimientos actuales y personajes vivos o muertos es pura coincidencia

ÍNDICE
Agradecimientos 4
Capítulo 1 5
Capítulo 2 16
Capítulo 3 26
Capítulo 4 34
Capítulo 5 47
Capítulo 6 52
Capítulo 7 61
Capítulo 8 68
Capítulo 9 77
Capítulo 10 83
Capítulo 11 90
Capítulo 12 100
Capítulo 13 107
Capítulo 14 116
Capítulo 15 123
Capítulo 16 131
Capítulo 17 138
Capítulo 18 148
Capítulo 19154
Capítulo 20 159
Capítulo 21 168
Capítulo 22 175
Capítulo 23 184
Capítulo 24 195
Capítulo 25 201
Capítulo 26 208
Capítulo 27 216
Capítulo 28 225
Capítulo 29 234
Capítulo 30 244
Capítulo 31 252
Capítulo 32 258
Capítulo 33 267
Capítulo 34 273
Capítulo 35 277
Capítulo 36 287
Capítulo 37 298
Capítulo 38 304
Capítulo 39 312
Capítulo 40 319
Capítulo 41 326
Capítulo 42 333Capítulo 43 342
RESEÑA BIBLIOGRÁFICA 347

Agradecimientos

Con el intento de crear una obra fidedigna, consulté a expertos en diversos terrenos. Deseo agradecer a Bernard Chapáis sus explicaciones de las normas canadienses relativas a conservación y mantenimiento de animales en laboratorios; a Sylvain Roy, JeanGuy Hébert y Michel Hamel, su ayuda en serología; a Bernard Pommeville, su demostracióndetallada de la microfluorescencia de los rayos equis, y a Robert Dorion, su asesoramiento sobre odontología forense y análisis de señales de mordiscos. Por fin, aunque no en último lugar, expreso mi gratitud a Steve Symes por su infinita paciencia en sus exposiciones sobre sierras y sus efectos en los huesos.
Debo un inmenso reconocimiento a John Robinson y Mary Sue Rucci, sin los cuales acasoTestigos del silencio nunca hubiera llegado a crearse. John atrajo la atención de Marysue acerca del manuscrito, cuyos méritos ella reconoció. En cuanto a mis editoras Susanne Kirk, Marysue Rucci y Maria Rejt, supervisaron la versión original de Testigos del silencio y la mejoraron enormemente con sus sugerencias editoriales.
Por último, en un plano más personal, deseo agradecer a los miembros de mifamilia, que leyeran la obra en su fase embrionaria y me aportaran valiosos comentarios. Les doy las gracias por su apoyo y su paciencia en mis largas ausencias.

Capítulo 1
Ya no pensaba en el hombre que se había saltado la tapa de los sesos y a quien en aquellos momentos estaba recomponiendo. Ante mí se encontraban dos secciones de cráneo, y una tercera descansaba en un cuenco de aceroinoxidable repleto de arena, mientras se secaba el pegamento aplicado a los fragmentos reunidos. Había suficiente materia para confirmar su identidad, por lo que el juez de instrucción se consideraría satisfecho.
Era el atardecer del martes 2 de junio de 1994, y mientras el pegamento se fijaba yo dejaba divagar mi mente. La llamada que interrumpiría mi ensueño, desviaría el curso de mi vida ymodificaría mi conocimiento de los límites de la depravación humana aún tardaría diez minutos en producirse. Entretanto, disfrutaba de la perspectiva del San Lorenzo, la única ventaja de mi repleto y arrinconado despacho situado en una esquina. En cierto modo la visión del agua siempre me ha rejuvenecido, en especial cuando fluye rítmicamente. Olvidemos el Estanque Dorado. Estoy segura de que Freud habríaencontrado algún significado a esto.
Centraba mis pensamientos en el próximo fin de semana. Me proponía viajar a la ciudad de Quebec, pero sin una intención definida. En una especie de escapada turística pensaba visitar los Llanos de Abraham, comer mejillones y crepes y comprar baratijas a los vendedores callejeros. Llevaba un año entero en Montreal trabajando como antropóloga forense para la...
tracking img