Charcot

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 6 (1354 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 23 de febrero de 2012
Leer documento completo
Vista previa del texto
La histeria en un sujeto masculino
Señores, hoy vamos a hablar de la histeria en el sexo masculino, y para comprenderla mejor, consideraremos particularmente la histeria masculina en los adolescentes o como se da en esa edad vigorosa y en plena maduración, es decir, en hombres de veinte a cuarenta años, y prestaremos una atención especial a las formas intensas, muy pronunciadas, que en lasmujeres llamamos “gran histeria” o “histero-epilepsia” con crisis mixtas. Si he decidido tratar esta materia, de la que ya he hablado muchas otras veces, es porque actualmente tenemos en nuestro servicio clínico una remarcable colección de auténticos pacientes que quiero estudiar con ustedes. Sobretodo me propongo que ustedes reconozcan y prueben con sus sentidos la identidad de la gran neurosis en losdos sexos (…). […] Caso I. Rig…, edad: 44 años, oficinista en una fábrica de aceites. Entró en la Salpêtrière el 12 de mayo de 1884, hace más o menos un año. Es un hombre alto y fuerte, de firmes músculos; antiguamente era tonelero, y hacía sin fatigarse arduos trabajos agotadores. Vale la pena remarcar los antecedentes hereditarios de este paciente. Su padre está vivo todavía y tiene 76 años. Delos 38 a los 44, por desventuras y pérdidas monetarias, sufrió ataques de nervios, la naturaleza de los cuáles el paciente no puede detallarnos. Su madre murió a los 63 años de asma. La madre de su tío era epiléptica y murió como consecuencia de una caída al fuego durante uno de sus ataques. Las dos hermanas de su tío fueron también epilépticas. Rig… ha tenido siete hermanos que nunca han tenidoninguna enfermedad de los nervios (…). Él ha tenido nueve niños. Cuatro de ellos murieron jóvenes. De los 5 que todavía viven, una hija de 15 años tiene crisis nerviosas; otra, de 10 años, tiene ataques de histero-epilepsia, que el Dr. Marie ha presenciado; otra hija es de inteligencia débil; y finalmente, los dos chicos no presentan nada en particular. En los antecedentes particulares delpaciente encontramos los siguientes hechos: a la edad de 1920 años, el paciente empezó a sufrir ataques de reumatismo articular, sin lesiones en el corazón. El último ataque duró seis meses y es, quizás, por el reumatismo que tiene las manos deformadas. De niño era muy tímido, tuvo problemas de sueño y pesadillas, además era adicto al sonambulismo. Se levantaba a menudo a trabajar por la noche, y a lamañana siguiente estaba sorprendido de encontrar el trabajo hecho. Esto duró de los 12 a los 15 años. Se casó a los 28. No encontramos en sus antecedentes ni sífilis ni alcoholismo, vicios de los que los toneleros no suelen siempre estar exentos. (…) En 1876, cuando tenía 32 años, le ocurrió su primer accidente. Se cortó con una navaja con la que estaba cortando (…). Se cortó una vena, sangró mucho ybajo la influencia de la hemorragia y el

miedo, perdió la conciencia y cayó al suelo. Tardó mucho en recobrarse, permaneciendo dos meses muy anémico, pálido y sin tener fuerzas para trabajar. En 1882, es decir, hace unos tres años, estaba bajando un barril de vino a la bodega, cuando la cuerda que sujetaba el barril se desprendió; el barril rodó escaleras abajo y hubiera chocado contra él, sino llega a saltar hacia un lado, lo que no impidió, no obstante, salvarle suficiente como para evitarle un leve golpe en la mano izquierda. Pese al miedo que experimentó, pudo ayudar a levantar el casco del barril. Pero cinco minutos después, perdió el conocimiento durante veinte minutos. Recuperada la conciencia, no pudo caminar, tan débiles estaban sus miembros que tuvo que ser llevado a casaen carruaje. Durante dos días le fue imposible trabajar. Durante la noche su sueño se veía perturbado por visiones espantosas que interrumpía con gritos de: ¡ayuda! ¡Me asesinan! Continuaba en sueños la escena de la bodega. Nunca más reemprendió su trabajo. A los diez días después del accidente, en medio de la noche, tuvo su primer ataque de histeroepilepsia. Desde entonces, los ataques han...
tracking img