El consumo me consume

Solo disponible en BuenasTareas
  • Páginas : 54 (13436 palabras )
  • Descarga(s) : 0
  • Publicado : 16 de noviembre de 2010
Leer documento completo
Vista previa del texto
Tomás Moulian

El consumo me consume

El autor: Tomás Moulian (chileno, 1939). Sociólogo y profesor universitario, cuyo libro Chile actual. Anatomía de un mito, Lom Ediciones, 1997, ha tenido sucesivas reimpresiones, constituyéndose en nuestro país en el primer bestseller del análisis social, es autor además de Democracia y Socialismo en Chile, 1983, La forja de Ilusiones: el sistema departidos. 1932-1973, 1993. Texto de contratapa: Escrito por Germán Marín para la presente edición.

Libros del Ciudadano

Colección dirigida por Germán Marín

Agradecimientos

©Tomás Moulian 1998. ©LOM Ediciones, 1999. Concha y Toro 23, Fonos: 6885273 6958U45. Fax: 6966388 Motivo de la cubierta: Detalle del óleo Autorretrato, 1956, de Francis Bacon. Registro de Propiedad Intelectual: 104.115.1SBN: 956-282-080-6. Primera edición: mayo de 1998. 5a reimpresión septiembre de 1999. Diseño, diagramación e impresión: en los talleres de LOM Ediciones, Maturana 9 Fonos: 67222366715612. Fax. 6730915. Santiago de Chile.

Confieso que este libro ha representado para mí un parto de los montes. No les aseguro que el producto no sea, como dice la leyenda, un mísero ratón. Traté de evitar que estetexto fuese un plagio del capítulo sobre el consumo de Chile actual. Anatomía de un mito, lo que representaría una burla para los eventuales lectores de este opúsculo, conocedores de esa obra anterior. No me fue fácil evitar repetirme. En este libro no he incorporado citas. Mi pensamiento está inspirado, en positivo o en negativo, por la obra de Néstor García Canclini y en Chile por los escritosde José J. Brunner y por algunos textos de Eduardo Santa Cruz. Como en todo lo que escribo debo confesar que soy tributario de mis antiguas lecturas de Marx, de Marcuse, del hoy vilipendiado Sartre y de mis recientes, pero aún escasas lecturas de Freud. En este libro está la huella de múltiples conversaciones con Verónica Huerta y Oscar Cabezas, siempre cercanos a todo lo que he escrito en elúltimo tiempo. Alejandra Rojas tuvo la paciencia de leer y opinar sobre enredadas narraciones de mis oscuras teorías, acerca de un tema donde me metí de intru-

so, con la liviandad de mi egolatría. La culpa mayor debe serle adjudicada a Paulo y Silvia, los editores de LOM que me propusieron el tema. En su descargo debo decir que me obligaron a mejorar el primer borrador, con gran gentileza, sinhacerme sentir lo malo que era. También están presentes en este texto las huellas de las discusiones con mis amigos del Consejo Académico del Centro de Investigaciones Sociales. Con ellos venimos debatiendo por cerca de tres años, con tanta disciplina que parece milagro. También les doy las gracias a mis amigos del Taller de Teoría Crítica, Pese a que soy un participante un poco indisciplinado, heaprendido mucho de sus discusiones y sobre todo de la originalidad de sus perspectivas analíticas. Barrio Brasil, 10 de mayo de 1998

Dedico este pequeño libro a los compañeros de Erasmo Escala 2324: Iara, Oscar y Jashisa. También, con gratitud, al ilustre inventor del correo electrónico.

El consumo como problemática

Consumir es una operación cotidiana e imprescindible que está ligada a lareproducción material pero también espiritual (cognitiva, emocional y sensorial) de los individuos. Es un acto ordinario ligado al desarrollo vital y es el objetivo de ese intercambio incesante de los hombres con la naturaleza que llamamos trabajo. Una actividad tan imprescindible, ¿porqué está sometida a menudo a un enojoso escrutinio moral? La pregunta debe responderse antes de iniciar unareflexión crítica sobre el consumo. Elaborar un discurso crítico sobre esta actividad de reproducción y expansión del individuo no puede reducirse a interpretarla como deseo (es decir como un impulso que supera el uso necesario e instrumental), para a renglón seguido, clasificar ese deseo corno patología o desviación. Si se realiza esa pura operación no se comprenden las dinámicas sociales del...
tracking img